Empresas

Un certificado avala el compromiso medioambiental de Arsys

El proveedor de servicios cloud Arsys ha obtenido la certificación internacional ISO 14001, la norma que reconoce el compromiso medioambiental de las organizaciones en su actividad de negocio. En el proceso de certificación, la entidad SGS ha valorado la aplicación del Sistema de Gestión Ambiental y la Política de Calidad, Seguridad y Medioambiente de la compañía en sus centros de trabajo y, sobre todo, la ingeniería y operación de los datacenters desde los que Arsys presta servicios tecnológicos a más de 250.000 clientes.

Dentro de los distintos aspectos analizados en esta evaluación, se ha tenido en cuenta las diferentes medidas de eficiencia energética y de climatización implementadas en los últimos años, así como las diferentes iniciativas para reducir el consumo de recursos y favorecer el reciclaje, tanto de residuos peligrosos (principalmente procedente del hardware y de elementos industriales de infraestructuras del datacenter) como del material de oficina, además de la continua renovación tecnológica por equipamiento más sostenible.

Datacenter sostenible de última generación

Con capacidad para 15.000 servidores físicos tras la ampliación realizada el pasado verano, el principal datacenter de Arsys destaca por su eficiencia y sostenibilidad. Cuenta con suministro energético de fuentes renovables desde 2015 y un diseño modular que garantiza el mínimo impacto medioambiental de los servicios alojados.

Para Nieves Franco, CEO de Arsys, «esta nueva certificación supone un reconocimiento a nuestra trayectoria y compromiso medioambiental y sólo debe animarnos a seguir desarrollando nuestra cultura y nuestra responsabilidad como empresa. A través de la innovación hemos equilibrado el crecimiento de nuestros servicios cloud y la protección del medioambiente, consiguiendo que cada sala técnica utilice un 20 por ciento menos de energía que la anterior, el equivalente a la electricidad que consumen 10.000 hogares españoles durante un mes».

Gracias a la Inteligencia Artificial aplicada a los sistemas de las salas técnicas, este datacenter alcanza un PUE (Power Usage Effectiveness) medio anual de 1,25. Eso quiere decir que, por cada kWh que consumen servidores o cabinas de almacenamiento, sólo 0,25 kWh se dedican al suministro de las instalaciones (climatización, iluminación, etc). El PUE de Arsys mejora un 20 por ciento la cifra media que se registra en los datacenters, situada en 1,55, según los últimos datos de Uptime Institute.

Sus sistemas de climatización por agua de última generación también están diseñados para asegurar el mínimo impacto medioambiental, con un consumo de agua muy reducido. Se alcanza un WUE (Water Usage Effectiveness) está por debajo de 0,16 l/kWh, el equivalente a una taza de café por kWh.

Subir