Gastronomía

Tierra Lara, pizzas de tamaño XXL y kilómetro cero

Desde Tierra Lara lo tenían claro desde que abrieron por primera vez la verja de su establecimiento: había que llevar la comida de casa a un local en el que el cliente supiese de antemano que podía disfrutar de la cocina más tradicional, esa que llega de cerca, lo que desde hace un tiempo se denomina producto de kilómetro cero. Por eso, desde el primer momento, Laura Marcilla, alma mater de Tierra Lara, puso todo su conocimiento en dar una variada oferta culinaria, esa que realizaba en su casa y que, los más cercanos, definían como deliciosa.

«Sin casi comerlo ni beberlo» sus pizzas se convirtieron en la estrella del local. «Al principio las regalábamos, pero se fueron haciendo tan famosas que entendimos que había que especializarse en ellas y darlo todo en ese plato que se había convertido en un sello especial para nuestro local». Así, sus pizzas se han convertido en todo un reclamo para los clientes que llegan no sólo de Logroño, sino de muchos municipios de toda La Rioja que han oído hablar de ellas.

Champiñones de la zona, verduras de la huerta riojana, masa hecha a mano, productos ecológicos y de la tierra. Unas pizzas ‘made in La Rioja’ que permiten por un precio económico cenar a dos personas con una sola pizza por sus dimensiones: 43 centímetros de diámetro. «No es una pizza familiar, es aún más grande», asegura Laura.

Además, masa ecológica, nada de congelados ni conservas y «nosotros hacemos todo el proceso: amasamos, dejamos fermentar, horneamos…». Así, cuentan en su carta con más de veinte variedades de pizza hechas al momento, de la huerta al horno y de allí a la mesa. Un auténtico lujo.

Y aunque ellas son la estrella del local, es resto de los platos que ofrecen le siguen muy de cerca. «Todo lo que hacemos está muy apegado al terreno y a la cocina más tradicional». Así, cualquiera de sus picoteos también están hechos desde el cariño por la cocina de las abuelas. «Las tiras de pollo, los nuggets, las tortillas de camarón… están basados en la gastronomía sencilla, pero sin renunciar al sabor», cuenta Laura, que asegura que comer en su local es tener la certeza de disfrutar de los sabores más auténticos. «Ningún plato es igual a otro» porque todo se hace de manera individualizada poniendo al comensal siempre en el centro de su gastronomía.

Las tortillas también se han convertido en una de las especialidades de la casa. Tortillas de verdad, de las de toda la vida, pero con toques actuales. Doce variedades para elegir en una barra que hace las delicias de todos los que pasan por allí. Imposible poder resistirse a alguna de ellas.

Además, menús caseros a precios asequibles. «No hemos subido los precios porque entendemos que no es el momento. La gente lo está pasando mal y hay que tener precios asequibles para que todo el mundo tenga la oportunidad de poder disfrutar de comer fuera de casa», asegura. Y es que en Tierra Lara son conscientes de que en la ciudad hay pocos sitios donde poder disfrutar de cocina ecológica, fresca y, sobre todo, casera.

Y si por la noche, una pizza puede ser una cena inigualable, la mañana también es protagonista indiscutible de Tierra Lara con sus deliciosos desayunos. Empezar el día con buen pie es importante, por eso la oferta de la primera comida del día es variadísima. Gofres, creps, tortillas americanas… Las horas del desayuno son un incesante ir y venir de clientes que apuestan por empezar el día en su establecimiento.

Todo ello con la posibilidad de comerlo, si a uno le apetece más, desde casa. «Nos hemos tenido que ir reinventando y ofrecer más servicios al cliente, como la comida a domicilio (de 13 a 16 horas y de 20 a 23 horas) y el reparto a través de Glovo». Una propuesta deliciosa desde el inicio de la jornada hasta última hora de la noche que ofrece la posibilidad de comer fuera de casa lo que te apetecería comer dentro.

– Dirección: calle Serradero, 24, Logroño

– Teléfonos: 941 48 55 99

WEB

Subir