La Rioja

Parón navideño: las obras de Vara de Rey se reanudarán el 16 de enero

Las obras de urbanización del nudo de Vara de Rey de Logroño se retomarán el 16 de enero con los trabajos centrados en la zona de Duques de Nájera. El Ayuntamiento logroñés ha precisado este miércoles, en una nota, que los trabajos paran estas semanas, tanto por las vacaciones de Navidad como por la gestión administrativa del modificado para realizar el desmontaje del puente.

La reducción del ruido y el aumento de zona para el disfrute de la ciudadanía son las principales características de esta intervención urbanística. Las obras se retomarán la semana del 16 de enero para terminar los trabajos de peatonalización del ramal de Duques de Nájera, entre los números 2 al 8, que se está transformando en una calle de prioridad peatonal con plataforma única.

El Consistorio de la capital riojana ha incidido en que es una calle con el paso exclusivo de vehículos para acceso a garajes, lo cual dotará a ese espacio de un carácter totalmente calmado. Posteriormente, según lo previsto, las obras se centrarán en la zona de Pino y Amorena y Plaza Europa.

«Suspendido a hurtadillas»

La concejal del PP de Logroño Celia Sanz ha criticado este miércoles que el Gobierno local ha suspendido «a hurtadillas» las obras del nudo de Vara de Rey y no ha informado sobre el encarecimiento del precio, ni cuándo se va a producir la autorización de ADIF que falta en la actualidad.

Sanz ha analizado, en una rueda informativa, las últimas novedades sobre las obras del cruce de Vara de Rey. Ha recordado que el pasado viernes 23 de diciembre se celebró una Junta de Gobierno Local extraordinaria en la que se acordó la suspensión de las obras de intersección en el nudo de Vara de Rey, pero “no ha habido ningún tipo de explicación por su parte y se abren interrogantes que se suman a los ya existentes”.

El único argumento que han dado, ha indicado, es que necesitan la autorización de ADIF para “realizar unos trabajos extraordinarios que con ello, conllevaría a la demolición del túnel del ferrocarril”. Ha señalado que el problema está en que no se ha informado de cómo esta situación va a afectar a la ejecución y finalización de la obra completa, ni de qué depende que la autorización de ADIF todavía no se haya realizado.

Sanz ha reconocido que el Ejecutivo local ha enviado una nota de prensa a primera hora de este miércoles en la que explica que los trabajos continuarán el 16 de enero en la calle Duques de Nájera entre los números 2 al 8. Sin embargo, ha puntualizado esta edil, “no se aclara, ni se informa, ni se responde a los interrogantes que surgen con el acuerdo de suspensión aprobado, ya que en el mismo se señala que para reiniciarse los trabajos previos de demolición del cajón de ferrocarril se precisa la autorización de ADIF”.

Los plazos de ejecución, ha lamentado, se han ido incumpliendo de manera continuada, por lo que “el túnel no va a estar demolido para las fechas que habían anunciado”. Ha asegurado que este retraso va a tener un coste económico que se debe explicar a los vecinos, a la vez que ha pedido que “sean claros con la fecha prevista para que las obras estén finalizadas”.

En este sentido, ha apuntado que las obras del túnel tendrían que estar finalizadas el 28 de enero, según el calendario de ejecución previsto, pero “el nuevo cronograma hizo que se ampliara el plazo en cuatro meses”. Ha exigido al equipo de Gobierno explicaciones “claras”, para que “dejen de mentir y de ocultar información a los logroñeses”.

Además, la concejala ha recordado que el Ejecutivo local vendió que el coste del modificado de estas obras era de 475.088 euros, pero “la realidad es que el modificado supondrá 1,1 millones de euros, ya que han pospuesto dos partidas del contrato actual, la de electricidad y la de mobiliario urbano y las han restado del total”.

También ha criticado que el alcalde de Logroño, Pablo Hermoso de Mendoza, decidió paralizar las obras en julio de 2019, “lo que desembocó en un nuevo proyecto y en tener que negociar un nuevo convenio con LIF, que perjudicaba los intereses de los logroñeses”.

Ha detallado que el Ayuntamiento de Logroño asumió un porcentaje de financiación mayor, ya que se pasaba del 17,46 % al 24,61 %, y perdió la financiación del Gobierno de La Rioja, por lo que debería asumir el 100 % del coste de los modificados que pudieran surgir.

Subir