El Rioja

La crisis llega al Rioja: Berberana entra en concurso de acreedores

La crisis llega al vino: Berberana entra en concurso de acreedores

Problemas económicos en una de las ‘grandes’ de la Denominación de Origen Calificada (DOCa) Rioja. United Wineries -antigua Berberana, Marqués de la Concordia, Bodegas de Crianza Marqués de Griñón y Lagunilla- entró el pasado 14 de noviembre en concurso de acreedores y ya cuenta con administrador concursal. Así lo ha confirmado a NueveCuatroUno el director coorporativo de la compañía, Jesús Pombo Lanza, quien ha explicado que será el citado administrador el encargado de realizar un informe para analizar los activos de la empresa. Para ello cuenta con un plazo de dos meses, aunque las previsiones para su presentación se sitúan en finales de febrero.

Pombo ha destacado que la compañía no prevé cerrar ni ningún tipo de despido. «Entendemos que la empresa es viable y rentable», ha incidido, aunque la intranquilidad reina entre sus proveedores desde que hace una semana comenzó a conocerse la noticia en el sector. De hecho, varias cooperativas han convocado juntas extraordinarias a lo largo de esta semana. «Lo que queremos es cobrar las uvas que nos deben», señalan desde una de ellas a este medio.

«La empresa sigue suministrando a sus clientes, que en su mayoría ya son conocedores de la situación de la empresa, y han seguido trabajando con nosotros», ha indicado Pombo, quien pone sus esperanzas en una «campaña de Navidad positiva» para relanzar las ventas y solventar los problemas de liquidez. «Los trabajadores están motivados a pesar de la situación y todos estamos trabajando en la línea de poder seguir con el proyecto a futuro».

De hecho, desde la compañía defienden que esta medida servirá para que los acreedores tengan sus derechos, siendo el administrador el que decida cuándo y cómo cobran los mismos. «Afortunadamente, con la nueva ley se aceleran los plazos y los calendarios», ha añadido Pombo, aunque sin fechas sobre posibles pagos.

Desembarco de United Wineries en Rioja

En 2014, United Wineries llegó a un acuerdo con la familia Eguizábal para la absorción de la marca Paternina (una de las más reconocidas de Rioja). La adquisición acabó en los tribunales por un supuesto «engaño» de la primera compañía, aunque el juzgado desestimó la demanda para deshacer la operación.

Sólo un año más tarde, la bodega se vio envuelta en otro lío judicial resuelto a su favor. La cooperativa de Nájera le reclamaba casi 26 millones de euros por un supuesto «enriquecimiento injusto», aunque la la Audiencia Provincial de La Rioja absolvió a su presidente, Víctor Redondo, el equipo directivo de la antigua Berberana y los expresidentes de las cooperativas de Arenzana, El Redal y Fuenmayor.

Pero no todo iba a salirse bien a la citada compañía, más allá del actual concurso de acreedores. Hace un tiempo adquirió Rioja Santiago, bodega fundada en 1870 en el barrio de La Estación de Haro, aunque el grupo catalán Maset le compró en 2018 parte de las instalaciones y sólo un año más tarde tuvo que vender la parte restante a Bodegas La Rioja Alta SA.

Subir