Agricultura

La Rioja aprueba «medidas excepcionales» de caza para reducir daños en cultivos

La Consejería de Sostenibilidad y Transición Ecológica ha aprobado este viernes medidas extraordinarias para controlar determinadas especies cinegéticas. La Orden se crea con un doble objetivo: reducir los daños que están produciendo distintos tipos de fauna silvestre en las explotaciones agrarias debido a la suspensión de las actividades de caza tras la declaración del estado de alarma y controlar los jabalíes para mantener un correcto estado sanitario de la cabaña ganadera y como prevención ante la Peste Porcina Africana (PPA).

Entre las medidas excepcionales se autoriza a los Agentes de la Autoridad y Auxiliares (Guardas Rurales) a cazar en el ejercicio de sus funciones, en las mismas condiciones que establece la Ley de Caza, y siempre que cuenten con el permiso del titular del coto donde presten sus servicios. Dentro de estas competencias se incluirá la caza de conejos según los criterios técnicos establecidos por la Dirección General de Biodiversidad.

La decisión del Gobierno de La Rioja supone también la ampliación de la temporada de caza del corzo macho y hembra a rececho, incluyendo la posibilidad de cazar jabalí durante los recechos de corza. Con estas directrices se podrá realizar un control de las poblaciones que provocan daños a los cultivos.

Las Organizaciones Profesionales Agrarias riojanas, ARAG-ASAJA, UPA y UAGR-COAG, consideran «insuficientes y anecdóticas» las medidas excepcionales aprobadas este viernes por el Gobierno de La Rioja y publicadas en el BOR para controlar la fauna silvestre en el campo riojano ya que, a su juicio, «van a ser ineficaces frente al problema del conejo».

Una Orden de la Consejería de Sostenibilidad y Transición Ecológica que atiende algunas de las peticiones del sector ante los numerosos daños que los agricultores venían denunciando y que se habían intensificado en los cultivos de forma considerable durante la prohibición de la actividad cinegética.

En este sentido, las OPA han reconocido como «positivo» este primer paso dado porque “supone pasar de 0 a la acción por parte de la administración”. Sin embargo, aseguran que las medidas aprobadas no atienden las últimas propuestas de las organizaciones para poder cazar durante la declaración del estado de alarma ya que limita su actividad sólo a los Agentes de la Autoridad y Agentes Auxiliares de caza, y sobre todo en lo relativo a caza mayor.

El ejemplo de otras regiones

Esta decisión supone que ni agricultores ni cazadores pueden realizar acciones de control de conejo, corzo, jabalí y lobo en los municipios riojanos, una medida que sí se ha aprobado ya en al menos otras seis Comunidades Autónomas como Murcia, Castilla – La Mancha, Andalucía o la Comunidad Valenciana, dando participación al sector en la fase previa a la redacción de la norma.

Desde su punto de vista, «Agentes de la Autoridad, Guardas Rurales y los vigilantes de los cotos no van a poder solventar el enorme problema de fauna silvestre que existe en La Rioja», por lo que  las tres OPA solicitan que sean los socios de los cotos quienes puedan desarrollar el urgente control poblacional, guardando siempre las pertinentes medidas de salud en los desplazamientos y en la actividad de caza.

Cabe recordar que las OPA ya venían advirtiendo de los numerosos problemas que existían en todo el territorio regional por los daños por la fauna silvestre, ante lo que plantearon una propuesta de medidas extraordinarias que queda fuera de la modificación de esta Orden y que continúan reclamando.

Subir