Firmas

C.N.I.M.Q.U.C.D.P.

C.N.I.M.Q.U.C.D.P. Hay 33 riojanos que esta semana han ido a la peluquería. Lo tenían pensado desde hace casi un mes. No han innovado ni han buscado un nuevo artista que haga fantasía con sus pelos. Lo importante es llevar el tema ahí arriba arreglado sin que se note demasiado. Fuera excentricidades. Esto no es una boda, aunque haya que salir bien en las fotos igualmente. Van a quedar para la posteridad. «Cuando La Rioja cambió el color azul por el rojo, yo estuve ahí».

El asunto del cabello es primordial para cualquier etapa importante que se quiera afrontar en la vida. Si los riojanos han decidido depositarte su confianza para que los representes durante cuatro años, qué menos que darle un poco de brío a la pelambrera en el día del estreno. Luego ya pactarás a tu izquierda o a tu derecha, incluso con el diablo, pero la melena tiene que mostrarse en todo su esplendor como si fuera el día de tu graduación estadounidense. C.N.I.M.Q.U.C.D.P.

Si a la visita al peluquero ya le añades un traje o un vestido nuevo, la cosa ya te puede quedar niquelada. Y si no, que le pregunten a Jesús María García. Barba de tres días perfectamente arreglada. Ni muy corta para ser un joven canallita ni muy larga para ser un catedrático de universidad. Corte degradado. Fácil de mantener, estiloso y fresquito. Y en la parte más alta, un peinado clásico. Ni muy moderno ni muy tradicional. Un aspecto de presidente total. El pin con el triángulo rojo invertido lo perdonamos como guiño al antifascismo. C.N.I.M.Q.U.C.D.P.

Tras pasar por la peluquería, los 33 diputados riojanos han tomado posesión de sus respectivos cargos. Con sus recién estrenados peinados, se han inmerso en la décima legislatura con un presidente del Parlamento que pertenece al PSOE y amenazan con que la presidenta del Gobierno de La Rioja también será del partido del puño y la rosa. El antiguo Convento de La Merced se nos ha llenado de rojos y no le van a prender fuego. Al menos, al edificio. A las políticas del PP, parece que sí. O al menos, eso dicen, pero nosotros estamos más preocupados por los tupés. C.N.I.M.Q.U.C.D.P.

Concha Andreu también tiene una melena que flipas. Discreta. Arreglada. Pelo ondulado por debajo de los hombros y americana rosa de presidenta. Las chaquetas de pana pasaron de moda en los 80. Si alguien ha de perder las greñas en las próximas semanas, no será ella. «Pregúntale a Paco». El número dos de los socialistas riojanos, Francisco Ocón, va a ser el que lidie con Unidas Podemos para llevar la mayoría que tienen entre los dos partidos a buen puerto. Y si además de pasar por la peluquería tiene que pasar por el aro, parece que así será. Ya hay acuerdo. ‘In extremis’, pero lo hay. Y ahora toca ponerlo negro sobre blanco para gobernar. Difícil tarea. C.N.I.M.Q.U.C.D.P.

Todo se arregla con un buen corte de pelo. El paso por la peluquería lo mismo te vale para ponerte aspecto de presidente del Parlamento que de vicepresidente segundo de la Cámara. José Ignacio Ceniceros se ha mantenido fiel a su estilo. Sin hacer ruido y sin cambiar de traje, asumiendo su nuevo rol, el expresidente de la casa durante dieciséis años y casi expresidente de La Rioja se ha sentado en la Mesa para adoptar un papel institucional con el que asumir su derrota en las urnas. Y no pasa nada. Ahora gobernarán «los otros». Es su turno. La normalidad como forma de (nueva) vida política.

Y es que, ya lo sabes. C.N.I.M.Q.U.C.D.P. Andrés Calamaro.

Si aún no recibes 'El Tempranillo' cada mañana, puedes apuntarte aquí

TAMBIÉN TE ENVIAMOS NOTICIAS IMPORTANTES POR WHATSAPP. DATE DE ALTA AHORA DESDE AQUÍ
Comentarios
Subir