Gastronomía

El cocinero Ramón Piñeiro da el salto a la Laurel y se hace con El Muro

El cocinero Ramón Piñeiro da el salto a La Laurel y se hace con El Muro

«Me va la juerga», reconoce el cocinero Ramón Piñeiro. Y le va. Desde primeros de julio el ‘chef’ da el salto a la calle Laurel y se hace con el restaurante que ahora ocupa el Asador El Muro. «Tenía muchas ganas de entrar en La Laurel y ha surgido la oportunidad en El Muro», explica. Con un traspaso por casi veinte años, suscrito este mismo viernes, arranca un nuevo reto para el exitoso cocinero. «Sé que el estar en la Laurel es un añadido de exigencia, pero no hay problema. Que vengan, que vengan, y que nos examinen. Estaremos encantados de recibirles», ríe.

Pero, ¿significa que cierra la Cocina de Ramón en Portales? «No, no. Mantenemos la Cocina y ahora añadimos otro establecimiento a nuestra actividad. El nuevo lo gestionará mi mujer, Carolina, aunque en la parte culinaria tendrá toques de Ramón». En el plan gastronómico habrá diferencias con su actual restaurante. «Va a ser única y exclusivamente cocina riojana, sin toques de ninguna otra cocina», recalca Ramón. Esto se traduce en: «menestra tradicional, verdura de temporada, guisos tradicionales como pochas, patatas, etc., y luego queremos aprovechar la parrilla característica del local y hacer buena carne a la brasa, pescados, etc. Y en postres, también todo muy de estilo riojano: tarta de queso de aquí, torrijas, peras al vino…».

Después de su apuesta por la innovación, ¿vuelta a la tradición? «En realidad yo he estado muchos años elaborando cocina tradicional, en El Echaurren, y me pedía el cuerpo volver a ello. La cocina riojana me tiene enganchado, igual porque ya llevo más de media vida en La Rioja y cocinando aquí», subraya.

Asador, con protagonismo de la parrilla

No solo habrá formato carta, «también dispondremos de menús». ¿Y el vino? «Queremos variedad y contaremos con clásicos». Todo ello,  «nos gustaría que fuera de un precio intermedio», adelanta Piñeiro. Una de las incógnitas es el nombre… «Tengo una idea en mente, con el concepto de asador – parrilla – riojana… Aunque no es definitivo», indica. De momento no habrá cambios estéticos radicales. «Pintaremos, cambiaremos la iluminación, los rótulos y luego alguna adaptación interna». Así será el nuevo asador de La Laurel.

Si bien en esta historia también hay un adiós. «Llevo 2o años al frente del Asador El Muro y 31 al frente del bar El Muro y el cuerpo me pide ir bajando el ritmo, dedicarme más a la familia, a disfrutar de la vida», explica el hasta ahora propietario, Adolfo Sáenz. «Sigo con el bar, pero dejo el restaurante», cuenta. Y lo hace dejándolo en manos de Ramón Piñeiro. «Él está con ilusión y teníamos relación previa por el local de la Cocina de Ramón de Portales y hemos llegado a un acuerdo». Tras San Bernabé se despedirá El Muro y unas semanas después verá la luz la oferta ‘riojana’ de Ramón. «Unos que nacen otros morirán», que cantaría Julio Iglesias en su ‘Vida sigue igual»…

Si aún no recibes 'El Tempranillo' cada mañana, puedes apuntarte aquí

TAMBIÉN TE ENVIAMOS NOTICIAS IMPORTANTES POR WHATSAPP. DATE DE ALTA AHORA DESDE AQUÍ
Comentarios
Subir