La Rioja

Las cuentas de la N-232 en 2017: 12 muertos en 9 accidentes, 5 con camiones implicados

Accidente ocurrido en Casalarreina el pasado mes de enero

La sangría de la N-232 a su paso por La Rioja no deja de crecer y son ya doce las personas que han perdido la vida en esta vía en lo que va de año. El último accidente mortal, este martes poco antes de las 19 horas de la tarde, en el término municipal de Ausejo, con tres turismos y un camión implicados. Resultado: fallecido un joven de 29 años, conductor de uno de los coches siniestrados.

El listado de la vergüenza -nueve accidentes mortales, cinco de ellos con camiones implicados- se inició el pasado 10 de enero, cuando tres personas morían como consecuencia del choque frontal de dos vehículos en Murillo de Río Leza. Nueve días después se registraba el segundo accidente mortal del año, en el que fallecía un hombre de 77 años en Casalarreina.

La siguiente tragedia de la N-232 se produjo el 11 de marzo, con la muerte de un chico de 22 años en Aldeanueva de Ebro al salirse de la carretera con su vehículo. Un mes más tarde, el 19 de abril, dos transportistas morían tras colisionar de frente los camiones que conducían, en el término municipal de Alfaro; y cinco días después fallecía un motorista a solo tres kilómetros de allí.

El 26 de mayo se producía el siguiente accidente mortal, en el que un vecino de Logroño perdía la vida tras el choque entre un turismo y un camión en El Redal.

El Polígono Tejerías de Calahorra sería el testigo de los dos siguientes fallecidos, aunque no se produjeron en un mismo accidente. Un joven de 25 años, vecino de Funes (Navarra), chocaba frontalmente contra otro camión mientras circulaba con su furgoneta por la siniestra carretera el 9 de julio. Y apenas un mes más tarde, el 11 de agosto, una niña de Cascante (Navarra) que viajaba junto a su padre y su hermana, moría en un suceso casi idéntico al anterior: choque frontal de una furgoneta contra un camión. También resultaron heridos graves ambos familiares -la otra menor y el conductor-.

Una espera con muertos en el camino

El consejero de Fomento y Política Territorial del Gobierno de La Rioja, Carlos Cuevas, señalaba el pasado mes de agosto que a primeros de este mes de septiembre se iba a firmar el convenio con el Ministerio de Fomento y la concesionaria de la autopista AP-68 para desviar por esta vía el tráfico pesado procedente de la N-232. Hace sólo unos días, indicaba que los trabajos “están muy avanzados”, pero reconoció que hay una serie de “trámites” que aún se deben dar, como su aprobación en el Consejo de Ministros.

Por el momento, la única noticia que ha dado Cuevas, este mismo martes en el Parlamento de La Rioja, ha sido la presentación de un estudio sobre la mejora de la funcionalidad y la capacidad de la autopista AP-68 en la región. La única medida tomada sobre la carretera este año ha sido pintar una doble línea continua para disuadir a los conductores de cambiar de carril entre El Villar de Arnedo y Logroño. De los 37,5 kilómetros que distan ambas localidades, tan sólo se puede adelantar en un tramo de un kilómetro y en otro de kilómetro y medio.

El estudio contempla la construcción de siete nuevos enlaces en Ollauri, San Asensio, Alcanadre, Pradejón, Calahorra, Aldeanueva de Ebro y Alfaro, que se sumarían a los ocho que existen en la actualidad (Haro, Cenicero, Navarrete, Logroño, Recajo, Agoncillo, Calahorra y Alfaro), además de los dos nuevos accesos en Villamediana de Iregua y Arrúbal, recogidos en el proyecto de la ronda sur de Logroño.

Asimismo, señala que será preciso acometer otras actuaciones necesarias, caso de la remodelación de la intersección en Haro donde confluyen el acceso a la autopista y las carreteras N-126 y LR-111; la construcción de la variante oeste de Haro para evitar el paso del transporte pesado por el casco urbano; el ensanche y mejora de la LR-287 en Alfaro para favorecer la comunicación hacia la comarca de Cervera del Río Alhama y, en especial, las obras de adecuación y refuerzo del firme en la autopista, a lo largo de los 125 km a su paso por La Rioja, con el fin de garantizar con plena seguridad el aumento del tráfico rodado previsto.

El estudio concluye que para lograr la completa vertebración del territorio es conveniente desdoblar la N-232 desde Agoncillo hasta Navarra, con el fin de aumentar la seguridad vial y mejorar la comunicación entre los municipios, además de dar continuidad a la A-68 en Navarra y Aragón, donde se han construido o se están construyendo nuevos tramos.

El presupuesto para la ejecución de todas estas actuaciones, sin tener en cuenta el desdoblamiento de la N-232, se estima en 160 millones de euros.

nuevecuatrouno es un medio de comunicación hecho en La Rioja para los riojanos.

Ponte en contacto con nosotros en info@nuevecuatrouno.com

O a través de nuestro WhatsApp 699 683 706

Calvo Sotelo 8 - 26003 Logroño

Publicidad: comercial@nuevecuatrouno.com

Copyright © 2017 nuevecuatrouno. Edita: The Digital Branded Content Company S.L.

Subir