Gastronomía

La especialización más riojana en arroces se cuece en La Chula

No se encuentra a orillas del Mediterráneo, pero aprovecha el abanico gastronómico que nuestra tierra le brinda para acompañar cada uno de sus platos y dotarlos de un sabor especial. Porque no solo en Valencia se comen buenos arroces. El Restaurante La Chula lo ha demostrado en sus casi diez años de vida.

Al frente de esta arrocería que invita a adentrarse en un paraíso de aromas en el número 6 de la calle Marqués de Murrieta, Javier Sáenz ha creado un espacio para experimentar con esta semilla en todas sus variantes. «Pocos restaurantes en Logroño pueden decir que su plato estrella se compone de arroz. Nosotros trabajamos hasta 30 platos diferentes con este como ingrediente base, aunque nuestra carta está en constante evolución», señala el propietario.

Las puertas de la arrocería La Chula se abrieron hace casi nueve años, en el mismo local que la antigua Tapelia, dedicada también a los arroces y donde Sáenz ejercía como director, cerró sus puertas dejando libre un importante nicho de mercado: «Vimos la oportunidad y no dudamos en montar algo propio. Ahora ya somos doce personas trabajando en este establecimiento».

Lo que también ha evolucionado es el escenario gastronómico en Logroño, y es que en la ciudad en poco tiempo se han abierto muchos restaurantes que antes no llegaban a Logroño, que han incrementado la competencia. Pero a su vez, remarca, «ha crecido mucho el nivel de profesionalización de la restauración entre los locales logroñeses».

Todos sus arroces son libres de gluten, usan fumets de carne, pescado y vegetal, para satisfacer todos los paladares del público. «Los arroces más demandados son el arroz de paté y foie, junto con el arroz de bogavante. Además, también estamos incluyendo carnes más especiales para acompañar nuestros arroces y ya tenemos arroces 100% veganos», apunta.

El propietario del restaurante reconoce, además, que las tendencias de consumo han cambiado en los últimos tiempos: «Ahora la gente, prefiere comer el sábado y aprovechar el famoso tardeo. Nosotros somos conocidos por nuestros arroces, pero tenemos muchísimas más cosas en carta, trabajamos siempre con un menú degustación que vamos cambiando, pero también tenemos mucho picoteo, ensaladas, carnes, pescados, etc..

El gerente de La Chula recuerda cómo vivieron los primeros meses de pandemia tras el primer confinamiento: «Tuvimos que reinventar un poco el negocio porque estabamos cerrados. Así que optamos por incluir el servicio a domicilio. Nosotros siempre hemos hecho arroces para llevar, pero hasta entonces la gente venía al local y se los llevaba. Ahora ofrecemos también esta posibilidad de hacérselos llegar directamente a donde el cliente quiera.

Un periodo de actividad intermitente pero que La Chula ha sabido aprovechar para repensar nuevas recetas e ingredientes a incorporar. «Nunca dejamos de experimentar, rebuscar y probar cosas nuevas para sorprender a nuestro público con nuevas ideas».

– Dirección: calle Marqués de Murrieta, 6, Logroño

– Teléfono: 941 03 14 41

WEB

Subir