La Rioja

Un perro muerde a un niño de 5 años en Nájera cuando jugaba en la nieve

Fin de semana helador, pero también divertido, sobre todo para los más pequeños que ven la nieve como un juego más. Hacer muñecos, correr por ella, tirarse bolas… pero hasta en los momentos más inocentes surgen problemas. Es lo ocurrido este sábado en Nájera, donde un perro ha mordido a un niño de cinco años ante la pasividad y chulería de los dueños del animal.

Alrededor de las 14 horas, en la zona de La Salera, varias familias disfrutaban con sus hijos de la blanca jornada jugando con la nieve. «Un momento de respiro después de la etapa que estamos viviendo con el COVID», explica un vecino de la localidad. En ese momento, una pareja ha aparcado su furgoneta en el mismo lugar donde se encontraban las familias y han soltado a un pastor alemán sin correa.

«Sin dudarlo ni un segundo, el animal se ha dirigido hacia uno de los niños que estaba jugando con un trineo. Lo ha perseguido hasta que ha parado. Aparentemente parecía un juego entre el perro y el niño hasta que le ha mordido la pierna». Los vecinos que han visto la escena han intentado socorrer rápidamente al niño. Con dificultad, han conseguido soltarlo mientras el pequeño gritaba y lloraba sin consuelo. Inmediatamente, un familiar se lo ha llevado. Por fortuna, no tiene heridas de gravedad.

Ante esta situación, los padres del niño han advertido a los dueños del animal que «estaban en un lugar público con gente y el perro debería ir atado», a lo que el hombre ha respondido despreocupado que «los que deberían estar atados son los niños». Tras el intercambio de palabras, han metido al perro en la furgoneta y «han salido corriendo», ha relatado uno de los testigos. «Menos mal que han podido coger la matrícula del coche».

La familia del pequeño ha decidido interponer una denuncia en el cuartel de la Guardia Civil de Nájera. «Es una vergüenza el comportamiento de cierta parte de nuestra sociedad. Hay que denunciar este tipo de actitudes, y no dejar sueltos a los animales donde haya personas. Además, existe una ordenanza municipal que lo prohíbe».

Afortunadamente, el niño se está recuperando bien, «pero eso poco le importa a los dueños del perro». Tras la denuncia interpuesta por los progenitores del joven, el propietario del can ha sido localizado por la Guardia Civil y ha prestado declaración de lo ocurrido en el cuartel.

Subir