La Rioja

Amor en el suelo por el carril bici y “otra hoja de ruta” en el Ayuntamiento

La portavoz del Ayuntamiento de Logroño, Celia Sanz, ha contestado este miércoles a la propuesta que el Grupo Municipal socialista llevará al pleno municipal este jueves donde se solicita que no se elimine del doble sentido ciclista a su paso por Avenida de Portugal.

Sanz ha señalado que “lo que no vamos a hacer es seguir la hoja de ruta del PSOE porque fuimos a las elecciones con un programa y una hoja de ruta que vamos a mantener, ya que entendemos que es lo que quiere la mayoría de los ciudadanos”, ha afirmado Sanz.

Así, ha destacado que el equipo de Gobierno mantiene la idea de eliminar el carril bici actual buscando una alternativa “y en eso estamos, y en cuanto tengamos mas información la trasladaremos”.

Además, ha recalcado, “estamos a favor de los carriles bici, pero no de la forma de ejecutarlos. No tenemos un criterio contrario a la bici y sí abogamos por convivencia entre todos los medios de transporte”.

El suelo habla

Las primeras reacciones a la decisión del equipo de Gobierno local de quitar el carril bici en Avenida de Portugal en favor de “una proyección alternativa” en otra calle y recuperar los aparcamientos de zona azul, aparecieron en el propio suelo de la calle poco después de que Escobar tomara posesión como alcalde de Logroño. A golpe de tiza, los mensajes denunciaban que “Yo sí uso la bici”.

Tiempo después, se podían leer en el suelo frases como “En mi bici soy feliz”, “Soy del PP y lo uso”, “Odio vs. Amor” o “Calles de todas” con el objetivo de recuperar la seguridad para la movilidad en bicicleta.

Y las palabras y dibujos no dejan de sucederse en varios puntos de la ciudad como la propia Avenida de Portugal, Avenida de la Solidaridad, Albia de Castro o el entorno de Las Noria. Los corazones ocupan ahora los carriles bicis junto con las letras LGÑ e incluso siluetas de bicis improvisadas.

Acciones “civilizadas” con las que el colectivo ciclista de la ciudad plantea a los ciudadanos “¿por qué Avenida de Portugal, como calle tranquila del viario secundario que es, no avanza hacia niveles más altos de pacificación, en vez de retroceder a los años 70 y eliminar la seguridad ciclista?”. Además, piden a Conrado Escobar que “no te guíes por cantos de sirena y recapacita antes de causar en Logroño un daño irreparable”.

Subir