Sucesos

La Policía tardó cuatro meses en descartar el suicidio en el crimen machista de Logroño

La delegada del Gobierno en La Rioja, María Marrodán, ha aportado este viernes nuevos detalles sobre el presunto asesinato machista -tesis que no confirma el TSJR- de una mujer en Logroño en octubre de 2020, que ha sido notificado oficialmente esta semana porque «los pasos seguidos no son los habituales en este tipo de situaciones, por una serie de circunstancias específicas».

Respecto a los detalles de la causa, Marrodán ha confirmado que no fue hasta febrero de 2021 (cuatro meses después del hallazgo del cadáver) cuando se descartó el suicidio como causa de la muerte. Fue gracias a la labor de los forenses que le practicaron la autopsia al cuerpo, que «determinaron que las lesiones y las circunstancias lo hacían compatible con un homicidio».

Meses después, en noviembre, los resultados toxicológicos determinaron que el presunto autor del asesinato era su marido, que a día de hoy permanece en libertad, al coincidir las muestras de ADN que entregó voluntariamente con el hallado en la escena del crimen. Pese a la situación procesal del principal sospechoso, la delegada del Gobierno se ha limitado a expresar «respeto absoluto al procedimiento judicial; es la Justicia la que determina cuándo una persona debe estar en prisión o en libertad».

FOTO: EFE/Raquel Manzanares.

Las contradicciones del proceso

Sobre cómo es posible que no se informara del suceso hasta noviembre de 2021 y que la Policía y la Justicia no coincidan en algo tan nuclear como la naturaleza del crimen, María Marrodán ha explicado que «la tramitación ha sido difícil y lo prudente era no confirmarlo hasta que se incluyera a efectos estadísticos».

La delegada ha negado que, como ha aseverado la presidenta riojana, Concha Andreu, se haya producido un «error de comunicación» entre el Ministerio de Igualdad, el TSJR y la propia Policía: «No es un fallo de comunicación. Son ámbitos diferentes, el estadístico de Igualdad, el policial y el judicial. Es una estadística que no es estática; siempre se computan así los casos de violencia de género, a la espera del camino que recorra en el ámbito judicial».

Marrodán sostiene que, a pesar de la postura del TSJR, «la Administración cree que hay indicios suficientes para incluirlo en el sistema VioGén a efectos estadísticos. Es un ámbito diferenciado del judicial, que es el que debe de dar sus razones de cómo tramitarlo».

Subir