El Rioja

Una nueva era para la sumillería en La Rioja: formación de pies a cabeza

La evolución que ha experimentado la Asociación de Sumilleres de La Rioja en sus dos décadas de vida ha sorteado épocas de crecimiento y otras de estancamiento, pero no fue hasta 2019, con la entrada de José Félix Paniego, ‘Chefe’, a la presidencia, cuando su devenir cambió por completo. Un punto de inflexión en la filosofía de esta asociación que ahora aboga por trabajar el concepto de la sumillería desde sus cimientos, desde la formación más básica hasta la más profesional y técnica.

«Creo que antes nos quedábamos cortos en ambición», señala el jefe de Sala y sumiller del Restaurante Echaurren, «así que empezamos a hacer las cosas de otra manera con un objetivo claro de aumentar la asociación en número de miembros, formándonos para aplicarlo luego a nuestros ámbitos laborales».

Una formación, además, «a pie de viña». Así lo defienden ‘Chefe’ y Javier Pascual, también socio fundador de la Asociación: «Queríamos aprender en grupo y desde la viña, hablando, porque ahí es como se aprende, casi tanto o más que catando un vino. Antes nos limitábamos a visitar un proyecto de bodega, así que el concepto cambió por completo porque se entendió la formación como parte de la jornada laboral, no algo que debía realizarse en los tiempos libres».

Marta Sáenz y ‘Chefe’ Paniego en el vigésimo aniversario de la Asociación.

Con estas bases la Asociación de Sumilleres de La Rioja ha diseñado un Plan de Formación 2021 destinado a socios y también a agentes sociales vinculados con el turismo de la región donde el vino y la gastronomía actúan de ejes conductores de los diferentes programas. Un proyecto que se enmarca dentro del ‘Plan de Relanzamiento del Turismo’ del Gobierno de La Rioja y que se articula en diez apartados temáticos.

Daba su primer paso dentro dentro este amplio abanico de actividades previstas con el ‘Vinubiquo’ de primavera 2021, una acción inaugural dentro del Programa Compartimos con la que confían «sea la vuelta al trabajo para la hostelería y otros sectores». Los sumilleres riojanos se juntaron, en grupos de seis, de forma simultánea en diferentes bodegas asociadas distribuidas por todo el territorio de la Denominación el mismo día y a las mismas horas, «descorchando lo mejor de cada bodega, contando proyectos y abrazando ese optimismo tan necesario».

«Es a través del aprendizaje como se promueve la excelencia de los establecimientos hosteleros, que son en la actualidad receptores de un turismo en alza que se pretende mantener e incrementar», recalcan desde la Asociación, haciendo hincapié en la importancia de impulsar el tejido de profesionales de la hostelería riojana mediante la organización y la difusión de encuentros con agentes de otros sectores, «como el agroalimentario en general y el vitivinícola en particular».

Taller de formación básica en Arnedo dirigido a hosteleros.

‘Chefe’ destaca la buena acogida que están teniendo los diferentes programas, así como el crecimiento de la Asociación. «Esta semana se ha incluido el socio número 72 y nuestra intención es seguir caminando. Nunca hemos hecho mucho ruido a la hora de llamar la atención de las bodegas colaboradoras ni pedirles nada. Más bien han sido ellas las que han mostrado su interés de unirse y ahora, con la creación de nuestra página web, han encontrado un espacio con buena manejabilidad».

Entre las áreas temáticas que se plantean para el presente año formativo, el presidente de la Asociación recalca los talleres semanales de formación básica para camareros y personal de sala repartidos por diferentes municipios de la comunidad para facilitar la participación: «Imagina ir al bar de un pueblo pequeño y que el camarero te pregunte qué tipo de vino te apetece, que se note que hay una gama de vinos por copa interesante. Es el primer escaparate turístico, ese camarero que acerca al consumidor un vino, y sin duda los profesionales están respondiendo con gran interés. Estamos sorprendidísimos».

A la espera de una firma oficial por parte de la institución competente, la Escuela de Hostelería de Santo Domingo ya cuenta desde la pasada semana con la certificación de Sumillería y ha decidido delegar en la Asociación la tarea directiva, quien se hará cargo de gestionar toda la parte académica. «Tenemos que generar todo tipo de actividades porque no contamos con una Escuela Oficial de Sumillería, aunque con este proyecto buscamos algo similar. Después de tres meses de trabajo, ya nos hemos puesto en marcha con estos estudios de carácter profesional», explica ‘Chefe’.

Carlos Echapresto es nombrado primer ‘Socio de Honor’ y ‘Chefe’ Paniego releva a Marta Sáenz en la presidencia de la Asociación (febrero de 2020).

Con esta actividad de aprendizaje buscan generar ilusión en todos los profesionales del sector, ya sea con cursos de formación técnica específicos para socios, donde adquirir un conocimiento sobre todos los campos de servicio y las diferentes zonas dentro de la región de la mano de profesores de renombre, o bien con catas a ciegas y seminarios formativos con ‘embajadores del Rioja’.

Los debates y conferencias fijadas para el mes de noviembre pondrán sobre la mesa a figuras femeninas del panorama nacional para que contrasten opiniones con las viticultoras de La Rioja. También tendrá un hueco durante estas semanas el crítico de vinos Luis Gutiérrez para hablar sobre la nueva literatura del vino y la narrativa del sumiller en la sala. Las charlas se sucederán con voces del panorama vitivinícola que aportarán perspectivas diferentes a un entorno de unión.

El broche de oro lo pondrán 50 Rioja con corazón. La Asociación trabaja ya en la edición del libro ‘Carta de vinos’, escrito por todos los sumilleres y bodegueros asociados, y que saldrá a la venta a finales de este año. «Es un gran trabajo de comunicación y divulgación que acogerá a los vinos más especiales de la Denominación que los propios sumilleres han elegido para contar su historia, al igual que cuando lo cuentan en una mesa», señala su presidente.

«Este proyecto va a tener una repercusión directa con nuestros clientes y esperamos hacerlo muy bien. Hay mucha pasión e ilusión contagiosas, gente muy cualificada deseando transmitir ese sentimiento de La Rioja de crear y prestigiar una región. Esa es la filosofía de esta Asociación donde se quiere crear un destino en sí mismo fantástico, porque cuanto más entendemos todos y más sabemos, mejor destino hacemos», remarca.

Subir