La Rioja

La madre de Carolina, trasladada a comisaría por la Policía Nacional

La madre de Carolina, trasladada a la Jefatura Superior de la Policía para prestar declaración

La investigación de la muerte de Carolina Corral, la niña de cinco años encontrada en una habitación del Hotel Los Bracos de Logroño, avanza a paso lento. El último ha sido el traslado de su madre, presunta autora de los hechos, a la Jefatura Superior de la Policía de La Rioja para tomarle declaración.

Hasta este jueves a las 11 horas (el cuerpo de la menor fue encontrado el lunes cerca de las 9:30 horas), la madre había permanecido ingresada en la Unidad Psiquiátrica del Hospital San Pedro, donde fue detenida el mismo día alrededor de las siete de la tarde. Tres días después del fallecimiento de la niña, cumplido el plazo máximo de detención, agentes de la Policía Nacional la han trasladado a comisaría.

Pese a que su declaración se antoja como indispensable para conocer qué ocurrió en el citado hotel de la capital riojana, el delegado del Gobierno, José Ignacio Pérez, reconocía este miércoles que «está más bien ausente». «Es como si no hubiera cometido nada», indicaba, resaltando que negaba haber cometido algún hecho delicitivo. «Viene a decir que su hija ha muerto por causas naturales, sin dar a entender en ningún caso que es autora de los hechos», añadía Pérez, indicando que su actitud era «evasiva» y «poco colaborativa». «No hay declaración alguna que pueda sostener indicios en virtud de su palabra».

Los investigadores han agotado el plazo de 72 horas fijado por la Ley para tomarle una primera declaración sobre el trágico suceso. No obstante, si por las circunstancias de la madre no fuera posible obtener una declaración convincente para los investigadores, el delegado gubernamental ya advirtió de que «cabe la posibilidad de ampliar el plazo para ello, siempre que el juez lo autorice».

Además, hay que tener en cuenta que otro de los pilares básicos de la investigación, los resultados de la autopsia, no se conocerán hasta dentro de tres semanas, toda vez que han sido trasladados a un juzgado de Madrid tras cotejarlos de forma más exhaustiva en el Instituto Nacional de Toxicología.

Comentarios
Subir