Empresas

Riofarco se fusiona con la murciana Hefame

Hefame y la cooperativa de la Rioja, Riofarco, aprobaron este jueves su fusión con el apoyo unánime de los socios de ambas cooperativas, durante la celebración de sus respectivas asambleas anuales. La unión supone “un hito histórico” para ambas distribuidoras, que ahora forman parte de una misma cooperativa “más sólida y con mayor capacidad para seguir creciendo”, y es la segunda en los casi 75 años de historia de Hefame, tras la integración de Cuenca en 2022.

El presidente de Hefame, Enrique Ayuso, indicó a los socios que la integración de Riofarco aporta a la cooperativa una cuota de mercado adicional del 0,42 por ciento, una facturación de 53,8 millones de euros, 199 nuevos socios y 50 empleados. A ello añadió que “este nuevo hito supone la culminación de un largo proceso de trabajo de ambos consejos rectores y direcciones generales” que buscaban, así, “seguir mejorando el servicio a los socios, siguiendo las tendencias de concentración del sector de los principales países de Europa”.

La incorporación de la cooperativa de La Rioja sitúa la cuota de mercado de Hefame en un 12,27 por ciento, el número de socios en 4.473 y el de empleados en 1.250, lo que supone, en palabras de Ayuso, “una mayor capacidad de compra, con la consiguiente mejora de condiciones comerciales y de nivel de servicio”.

“El aumento de los recursos ayuda a construir una imagen de mayor solidez ante todas las instancias financieras, empresariales, económicas o administrativas”, dijo el presidente de Hefame a sus socios, a quienes recordó, además, “el enorme potencial de crecimiento de proyectos estratégicos de Hefame como su marca propia Interapothek, Farmacia F+ o Servicios H+”.

Ayuso explicó a los asistentes que con la integración de Riofarco “se logra una posición estratégica complementaria a la zona de influencia actual del Grupo Hefame, que facilitará su crecimiento de forma sustancial”, recordando que la cooperativa de La Rioja da servicio a cinco comunidades autónomas (Navarra, País Vasco, Castilla y León y Aragón, además de La Rioja) y que sus ventas han crecido en el último año un 19 por ciento. En La Rioja dispone de unas instalaciones de casi 5.000 metros cuadrados y más de 3.500 metros cuadrados de reserva, con solo seis años de antigüedad y un alto grado de robotización.

Enrique Ayuso valoró el compromiso de Riofarco con la excelencia en el servicio y con la mejora continua y destacó que ambas cooperativas comparten “un profundo respeto por las personas, el talento, la innovación o la búsqueda de la excelencia”, y manifestó, a continuación, que “valores como la honestidad, el compromiso y la responsabilidad distinguen a ambas y hacen confiar en una convivencia exitosa”. Para finalizar, afirmó que, tal como ha ocurrido con Cuenca, Hefame será muy respetuoso con la identidad de La Rioja, “una actitud que marca nuestra relación con nuestros nuevos socios”.

Respeto a la identidad

El director general de Hefame, Javier López, felicitó a los socios por la fusión, al tiempo que recordó la importancia que para Hefame tiene el respeto de la identidad de las cooperativas que se unen a ella. “Así fue cuando Cuenca se unió a Hefame hace dos años y durante todo el proceso de integración, y así ha ocurrido con Riofarco”, dijo.

Subir