Fotogalería

Logroño es benemérita: la ciudad se rinde al servicio de la Guardia Civil

Verde, que te quiero verde. Logroño se ha volcado este domingo con la parada militar y el desfile que cierra la Semana Institucional de la Guardia Civil en vísperas de la celebración de su patrona, la Virgen del Pilar. Cientos de personas se han echado a las calles, con auténticos codazos para lograr una perspectiva bajo la sombra en una jornada estival con todas las letras.

Jornada intensiva para los recursos de emergencias, que han tenido que atender varias lipotimias a causa de un intenso calor que han obligado a buscar refugio bajo árboles, cornisas, e incluso, paraguas.

El largo acto frente al Palacete del Gobierno ha sido el preludio del momento más esperado, el desfile por las calles de la capital riojana de más de 500 agentes, que se han dado un baño de masas entre aplausos y vítores.

 

Subir