La Rioja

Logroño fomentará el empleo de calidad entre personas con discapacidad

El alcalde de Logroño, Pablo Hermoso de Mendoza, y la secretaria general de Inserta Empleo y directora de Transformación y Excelencia de Fundación ONCE, Virginia Carcedo, han firmado este martes un convenio para fomentar el empleo de las personas con discapacidad de la capital riojana.

Este acuerdo establece un marco de colaboración para mejorar la situación en el mercado laboral de las personas con discapacidad mediante el establecimiento de programas de formación, captación, derivación, orientación e inclusión de las mismas al mercado laboral, con el objetivo de facilitar su acceso a un empleo de calidad.

Asimismo, prevé el diseño conjunto y ejecución de acciones específicas para jóvenes con discapacidad, con la finalidad de impulsar su incorporación en el mercado laboral y concienciar al tejido empresarial en la apuesta por el talento joven. El convenio también incluye la colaboración con el tejido asociativo de Logroño, para que la prestación de servicios a personas con discapacidad se canalice a través de las diferentes asociaciones que las representan.

El alcalde ha afirmado que «todos sabemos que sin empleo no es posible la incorporación a una vida activa. Las personas con discapacidad, como cualquier otra persona, quieren dejar de ser sujetos dependientes y buscan ser los dueños de su propio destino. Con este convenio pretendemos ayudarles y facilitar su acceso al trabajo».

El desempleo y la escasa participación en la sociedad de las personas con discapacidad son los principales problemas que afecta a este colectivo, lo que incrementa su marginación y dependencia.

Según el ‘Informe Olivenza 2020-21’ del Observatorio Estatal de la Discapacidad, tan solo una de cada cuatro personas con discapacidad tiene empleo, ya que la tasa de empleo de las personas con discapacidad en España es del 25,9 por ciento, siendo La Rioja y Navarra las comunidades Autónomas con las tasas de empleo más elevadas, con 35,4 por ciento.

Con esta colaboración, ha dicho el alcalde, «queremos mostrar que si las administraciones públicas, las empresas y las entidades privadas ponen de su parte, es posible la inclusión de las personas con discapacidad».

Este convenio también pretende sensibilizar a la ciudadanía, a los agentes sociales y a las organizaciones e instituciones sobre las capacidades de las personas con discapacidad. Además, con este marco de colaboración entre ambas entidades se promueven acciones de difusión y su participación en ferias, jornadas, seminarios u otras actividades.

El alcalde ha subrayado que «pretendemos dar a conocer a la sociedad la valía del colectivo de personas con discapacidad, concienciar y romper con el mito erróneo de que las personas con discapacidad no son válidas para desempeñar determinados puestos de trabajo. Queremos transmitir el mensaje de que se puede vencer cualquier obstáculo y que únicamente es necesario contar con el compromiso y la generosidad de la sociedad, ya que, en muchas ocasiones, con tan solo unos pequeños apoyos y adaptaciones en el puesto de trabajo, cualquier persona está plenamente capacitada para el desempeño de un empleo».

Por su parte, Virginia Carcedo, ha destacado el compromiso que mantiene el Ayuntamiento de Logroño con las personas con discapacidad desde el año 1997 para promover su inclusión. En su opinión, el acuerdo hoy firmado «es un paso adelante en la atención a este colectivo, ya que son los ayuntamientos los que mejor conocen las necesidades de los ciudadanos por ser la institución más cercana a ellos».

Carcedo ha añadido que «vamos a sumar esfuerzos y compartir recursos, lo que, a buen seguro, se va a traducir en la mejora de la empleabilidad de las personas con discapacidad. Se trata de diseñar juntos. Nosotros sabemos que sin la Administración no podemos hacer muchas cosas».

Asimismo, ha informado de que la entidad de Fundación ONCE tiene inscritas en su bolsa de empleo en Logroño a un total de 1.707 personas con discapacidad, de las cuales 1.020 son hombres y 687 mujeres, y desde el año 2020 y hasta la fecha, ha gestionado un total de 569 contratos.

Este convenio, que tiene una vigencia de dos años, se enmarca en los programas operativos de Inclusión Social y de la Economía Social (Poises) y de Empleo Juvenil (POEJ), que está desarrollando la Fundación ONCE a través de Inserta, con la cofinanciación del Fondo Social Europeo y la Iniciativa de Empleo Juvenil, para incrementar la formación y el empleo de las personas con discapacidad.

Subir