La Rioja

Gamarra ataca a Garzón: «La ganadería necesita apoyos, no zancadillas»

La portavoz del Grupo Popular en el Congreso de los Diputados, Cuca Gamarra, cree que la polémica generada por las manifestaciones de Alberto Garzón, «que ya debería ser un exministro», tienen detrás un componente ideológico que evidencia que desde el Gobierno «se nos quiere decir qué tenemos que comer, qué se debe producir y cómo hacerlo».

Gamarra ha hecho estas manifestaciones en Logroño, donde junto a otros diputados y senadores de su partido ha visitado una granja de producción de leche, como gesto para manifestar su apoyo al sector ganadero tras las manifestaciones sobre la ganadería intensiva y su repercusión para los animales y el medio ambiente, realizadas por Garzón en un periódico británico.

FOTO: Raquel Manzanares (EFE).

«Desde el PP apoyamos al sector primario, a los ganaderos y agricultores, porque de ellos depende la sociedad, por ejemplo para que un producto tan básico como la leche llegue a nuestras mesas», ha afirmado Gamarra, que ha reprochado que Garzón «un día sí y otro también ataca al sector cárnico» y por eso «no entendemos cómo sigue sentándose en el Consejo de Ministros».

Ha reclamado «ministros que trabajen por los españoles, cada uno en el ámbito que le corresponda» y que «impulsen la marca España y la presencia de productos españoles en el exterior, no que los ataquen, en este caso a la ganadería». Un sector, ha dicho, que solo en La Rioja cuenta con 700 empresas y más de 2.000 trabajadores, además de una facturación que supera los 2.000 millones de euros, y que «produce con calidad y cumple las normas» por lo que «necesita apoyo y no zancadillas».

«Hay que hablar de los problemas reales, no de los que genera el propio Gobierno» ha insistido y ha recalcado que esos problemas para el sector ganadero son «la subida de precios de los piensos, el coste de las materias primas y cómo eso afecta al precio de la leche o la carne». En eso, ha continuado, «debería centrarse el Gobierno» y «no en estas polémicas, que llevan un componente ideológico detrás» que es «el de querer intervenir mercados y establecer qué tenemos que comer, lo que hay que producir y cómo producirlo».

La dirigente popular ha incidido en que las declaraciones de Garzón, por encima de diferenciar entre tipos de ganadería «son un ataque al sector cárnico y ganadero, porque habló de maltrato y mala calidad», aunque «debería aclarar si sabe lo que es una macrogranja». «El PP defiende a nuestros sectores y aunque intente confundir con que quiso decir otra cosa, lo que hizo es hablar de que una parte de la ganadería contamina y no debería estar en nuestro sistema económico», ha incidido.

FOTO: Raquel Manzanares (EFE).

En este contexto, se ha referido a la presidenta del Gobierno riojano, Concha Andreu, que ha sido «el único barón socialista que no ha dicho que Garzón no hizo declaraciones sino que esa es la posición del Gobierno de España y del suyo«, aunque «hasta el momento habíamos entendido lo contrario». «Le pedimos a Andreu que apoye al sector y no valide las declaraciones de un ministro que debería ser ya un exministro», ha recalcado Gamarra.

En la política agrícola y ganadera, ha dicho, «el Gobierno debería pensar en cómo gestionar la PAC, que debe servir para mantener la renta agraria, que creció cuando gobernaba el PP» pero ahora, ha dicho «va a llegar menos dinero para España».

Para esa negociación «hemos tenido el peor Gobierno en el peor momento, lo que va a hacer que se pierdan miles de millones para un sector importante».

Subir