La Rioja

Inclusividad, cronicidad y participación, ejes del nuevo Plan de Salud de La Rioja

El IV Plan de Salud de La Rioja, que se encuentra en elaboración, se pondrá en marcha en 2022 con el horizonte en 2030 y abordará, como «determinantes, la salud inclusiva, la cronicidad y la participación comunitaria»; así como la salud mental «para convertirla en otra de las fortalezas del sistema».

Así lo ha afirmado este martes la consejera de Salud, Sara Alba, durante su comparecencia en el Parlamento regional para explicar el proyecto de ley de Presupuestos de su departamento para 2022.
Alba ha detallado que el nuevo Plan de Salud de la región buscará «dar respuesta a los nuevos retos de la asistencia en el ámbito de la salud en La Rioja de hoy y del futuro» y «se basará en la perspectiva de la equidad y el enfoque de género».

Una de las líneas maestras de esta estrategia, ha proseguido, será «influir en los determinantes de la salud, favorecer actitudes y ámbitos saludables y la salud mental», a fin de que «este plan permita a los riojanos ganar años de vida y vida a sus años».

Ha detallado que su consejería cuenta para el próximo ejercicio con un total de 552 millones de euros, que es «el mayor presupuesto de la historia de esta comunidad autónoma en materia sanitaria», que aumenta más de un 16 por ciento respecto al de 2021, y que supone “el 30 % de los Presupuestos de 2022 para La Rioja».

La Atención Primaria, ha precisado, «va a acaparar más del 42 % de la inversión en sanidad y un 33, 2 % de los gastos de personal del Servicio Riojano de Salud (SERIS), y, en conjunto, su presupuesto total es el 25% del total del SERIS».

Ha destacado que, para consolidar el fortalecimiento de la Atención Primaria, «el capítulo 6 de las cuentas consignadas a Salud para el próximo ejercicio pasa de 5,5 millones de euros a 8,5 millones de euros, con lo que aumenta un 54 %».

«Entre las principales actuaciones destacan la construcción del centro de salud de la Villanueva, la reforma del centro de salud de Arnedo y el proyecto de ampliación del de Calahorra, así como una partida superior al medio millón de euros en subvenciones a las entidades locales para el mantenimiento, equipamiento y obras en consultorios médicos», ha señalado.

Además, ha continuado, estos presupuestos consignan en el próximo ejercicio a la Fundación Rioja Salud más de 22 millones de euros, y la cifra destinada a investigación pasa de los 5,2 millones de euros a los 6,1 millones de euros, un incremento del 16 %.

La partida para inversiones en el área de investigación de la Fundación Rioja Salud pasa de los 435.000 euros contemplados en el pasado ejercicio a 1,02 millones de euros, un aumento de más del 134 % que «servirá para la renovación tecnológica», ha puntualizado.

«Esto da muestra del compromiso del Gobierno y de la Fundación Rioja Salud con la actividad investigadora del Centro de Investigación Biomédica de La Rioja (CIBIR)» para que se convierta en un instituto de investigación sanitaria, puesto que esta comunidad autónoma «es la única que aún no dispone de uno», ha remarcado.

Alba ha especificado que «a la partida de 1,6 millones de euros en el capítulo de inversiones que contemplan los Presupuestos, hay que añadir los 3,6 millones de euros procedentes de los Fondos Next Generation que, a través del llamado Plan Inveat, va a recibir La Rioja en 2022».

A esta cuantía, ha apuntado, «habría que añadir lo recibido en este 2021, 4,2 millones de euros, que van a hacer posible la renovación y ampliación de equipos de alta tecnología» y así «actualizar todo el equipamiento tecnológico utilizado en distintas terapias y especialidades asistenciales».

Por su parte, la diputada del Grupo Parlamentario del PSOE Sara Orradre ha asegurado que el presupuesto de Salud para el próximo ejercicio busca «avanzar en la transformación de la sanidad riojana” que “el sistema necesita para ser más avanzado».

Recelos en la oposición

El diputado del Grupo Parlamentario del PP Carlos Cuevas ha incidido en que «la triste realidad del presupuesto de Salud es que crece el 0,1 % en unos Presupuestos que suben el 3 % y con un gasto en la Oficina de Presidencia que crece un 6 %».

En su turno, la diputada del Grupo Parlamentario de Ciudadanos (Cs) Pilar Rabasa ha criticado la «excesiva dependencia de los fondos europeos para financiar Salud», y ha mostrado su «preocupación por cómo abordar grandes retos con una financiación deficiente».

La diputada del Grupo Parlamentario Mixto por Izquierda Unida (IU), Henar Moreno, se ha mostrado «satisfecha con que se empiece a visibilizar la recuperación de servicios públicos para la gestión directa de esta consejería, especialmente en el transporte sanitario».

Subir