La Rioja

«Pues ya estaría», cómo pintar un parking en tiempo récord en Calahorra

A grandes males, grandes remedios. Desde hace unos días, el Ayuntamiento de Calahorra está habilitando nuevas zonas para personas con movilidad reducida en la ciudad. Una al lado del Consistorio, otras en las principales calles y tres en las inmediaciones del Centro Joven.

Realmente tres no, porque finalmente han sido dos y un cuarto. Y es que cuando los encargados de pintar las nuevas zonas de aparcamiento han llegado para darles la mano de pintura azul se han encontrado con que un coche estaba aparcado en una de las previstas.

Ni cortos ni perezosos, los encargados del pintado han aprovechado el máximo espacio libre para ir adelantando el trabajo que tendrán que terminar próximamente. Una foto que no ha pasado desapercibida en las redes sociales calagurritanas.

Se puede intuir la preocupación del propietario del vehículo al encontrar su coche: «Juraría que aquí se podía aparcar». O la de los policías municipales que se encontrasen la escena. «¿Se le puede multar? ¿Técnicamente está sobre zona azul?». «Pues ya estaría». Y a otra cosa.

Subir