Deportes

‘Vida Perra’: primer club riojano de Agility en la Sociedad Canina Española

El concejal de Deportes, Rubén Antoñanzas, ha compartido esta tarde una nueva sesión de Agility, disciplina deportiva que se practica de forma coordinada entre un perro y su guía. Para ello se ha trasladado al circuito con que cuenta el Complejo Deportivo de Las Norias, donde el Club ‘Vida Perra’ imparte cursos dentro de las actividades de Logroño Deporte y posibilita que sus 66 socios desarrollen este deporte.

En concreto la base del Agility es un guía que va dirigiendo a su perro a través de un circuito con una serie de obstáculos que el animal debe librar de una manera limpia y de la forma exacta a lo establecido al inicio. Todo ello en el menor tiempo posible. La persona no puede tocar al perro, utilizando para dirigirlo únicamente la voz y el lenguaje gestual.

Antoñanzas ha podido celebrar con ellos una noticia que llevaban mucho tiempo esperando y es la admisión de ‘Vida Perra’ como colaborador en Agility dentro de la Real Sociedad Canina Española, siendo el primer club riojano que lo consigue.

Como ha señalado el concejal de Deportes «este reconocimiento avala la profesionalidad de este club, situando a nuestra ciudad a través de él como un enclave estratégico para el desarrollo de competiciones y para que aficionados de la zona norte puedan venir a Logroño para practicar este deporte. Además, algo que especialmente me enorgullece como regionalista, a partir de ahora nuestro equipo de Agility podrá competir bajo la bandera de La Rioja en lugar de hacerlo integrado en clubes de otras comunidades como hasta el momento».

Para esta nueva etapa que afronta el club será necesario el proyecto de renovación del circuito de Las Norias, para el que se aprobó una partida de 15.000 euros en el Presupuesto Municipal de este año.

Aunque la pandemia de coronavirus ha trastocado el desarrollo de todas las inversiones, el concejal de Deportes ha mostrado su intención de impulsar el proyecto en los próximos meses.

Por el momento, para este verano se han realizado algunas actuaciones como dotar al recinto de una zona de sombra, separarlo del espacio de entrenamiento funcional que hasta ahora compartían o instalar dos fuentes bebederas, una de ella para perros.

Como señalan desde el Club ‘Vida Perra’, su principal objetivo es fomentar una vida sana física y mental tanto para los perros como para sus guías. Y lo hacen a través del deporte, con equipos tanto de agility como de canicross y con acciones formativas como la que desarrollan a través de Logroño Deporte.

«Son deportes que estrechan los vínculos entre las personas y los animales y que se desarrollan al aire libre. Son principios que responden a nuestros planteamientos y al modelo de ciudad que queremos implantar, una ciudad saludable, sostenible, que fomentar la relación con los animales», ha señalado Antoñanzas.

Subir