La Rioja

Los ‘nuevos’ sanmateos, «demasiado cortos» para las Casas Regionales

Las principales fiestas de Logroño, las de San Mateo, se celebrarán este año por primera vez en un calendario de cinco días (tres menos que en ediciones anteriores) y las reacciones de los actores implicados no se han hecho esperar. En honor a la verdad, peñas, asociaciones y casas regionales ya intuían este ajuste. Así lo deslizó la concejalía de Festejos nada más aterrizar en el Ayuntamiento el pasado mes de junio. No obstante, la «adecuación» municipal les ha pillado por sorpresa en su formato final.

«Nos parece que se han quedado unas fiestas demasiado cortas; pensábamos que el ajuste se llevaría a cabo al menos hasta el jueves (seis días), lo que permitiría alargarlas hasta el fin de semana con actividades complementarias», señala a NueveCuatroUno la presidenta de las Casas Regionales, Mar Luna. «En los ocho días que había hasta el año pasado teníamos un cartel, creo, interesante para todas las edades con nuestras aportaciones al programa, las de las peñas y las de las asociaciones de vecinos», añade.

A pesar de que deben sentarse a valorar sosegadamente el nuevo escenario, las Casas Regionales advierten varios problemas logísticos relacionados con la reducción de jornadas festivas: «Al ser ocho casas, habitualmente teníamos una actuación por día y eso va a ser absolutamente inviable este año; y además, detrás de nosotros hay colaboradores y proveedores que no sabemos aún hasta qué punto van a querer venir a unas fiestas que acaban un miércoles». «Tenemos que valorarlo, pero ‘a priori’ parece inviable condensar varias actuaciones de grupos en un mismo día, ya que hay grupos que no van a poder venir entre semana, y mucho menos a mediodía».

Mar Luna admite que había que darle una vuelta a la organización de las fiestas, ya que «entiendo que mantener ocho días de fiesta cuesta para una familia y para cualquiera. Además, dotarlas de calidad no debe ser fácil para ningún Consistorio, pero ahora lo que esperamos es que sea verdad que al reducir el número de jornadas se van a programar unas mejores fiestas».

Aunque apenas han tenido tiempo para analizar cómo adaptarse al nuevo calendario festero, las Casas Regionales valoran como «una posible opción» que el Ayuntamiento «nos dé el consentimiento y nos facilite los medios para poder ‘estirar’ el calendario oficial». Una opción que pasa por «que los diferentes colectivos que participamos en las fiestas pudiéramos unirnos para conseguir un par de jornadas adicionales de fiesta».

Comentarios
Subir