La Rioja

¿10? ¿100? ¿1.000? vecinos de San Antón, contra la peatonalización

No se sabe cuántos son, pero se quejan mediante una organización vecinal. En concreto, la Asociación de Vecinos Centro de Logroño, que, apoyada en la Federación de Asociaciones de Vecinos de la Rioja, ha manifestado este martes su oposición a la intención del Ayuntamiento de la capital riojana de peatonalizar la calle San Antón.

«Siempre hemos apostado por el arreglo integral de la calle, defendiendo en todo momento lo que los vecinos que viven en la zona nos han hecho llegar», apuntan desde este colectivo. Su presidenta, Inés Lerena, no ha querido ofrecer a NueveCuatroUno el número de socios concretos que componen la asociación ni la cifra aproximada de vecinos que están en contra de la medida.

Sin apoyarse en ninguna encuesta ni cifra oficial que haya trascendido, la queja representa a una horquilla que ni el barómetro del CIS, pues oscilaría entre los dos vecinos y los 150.000. Cuestionada por la peatonalización, Lerena solo ha insistido en que «el alcalde no ha escuchado las opiniones de comerciantes y vecinos, primando su imposición de experimentar con la calle en la época navideña».

La situación recuerda a la peatonalización del Paseo de las Cien Tiendas. Mucho intento de ruido mediático, pero poca sustancia detrás. Lo explicó a la perfección Pilar Salarrullana, días antes de comenzar el proyecto de reforma en las calles Juan XXIII, Doctores Castroviejo, Ciriaco Garrido, Calvo Sotelo y Capitán Cortés: «A la hora de la verdad, solo 160 personas de los 2.700 vecinos de la zona se oponen a la peatonalización».

Críticos y defensores

«En las numerosas reuniones que hemos tenido con representantes tanto de esta corporación como las anteriores, cuando nos ha sido propuesto el tema de la peatonalización nos hemos manifestado tanto vecinos como comerciantes a favor de arreglos y mejoras en dicha calle, pero estando en todo momento en contra de cualquier proyecto de peatonalización», zanja la Asociación de Vecinos Centro de Logroño en su comunicado.

Ante la cuestión de los altos niveles de ruido generado en una zona tan comercial y transitada por el tráfico rodado, Lerena asegura que los residentes de San Antón están «acostumbrados». Recuerda, además, que los aparcamientos son imprescindibles no solo para los consumidores sino para los que viven en la zona, «ya que no todos pueden hacer frente a los altos precios de los garajes privados».

Algunos vecinos de la zona ya han comenzado a mostrar su preferencia por la peatonalización. Pese a la fuerza de los ‘lobbies’ comerciales y vecinales, se escuchan varias voces a favor de restringir el tráfico en la mencionada calle logroñesa.

Comentarios
Subir