Deportes

La UD Logroñés es inferior en ambas áreas y cae (2-1) ante el Numancia

La UD Logroñés ha caído ante el Numancia (2-1), en un choque donde los blanquirrojos han sido inferiores a los sorianos y han fallado en ambas áreas. El cuadro riojano ha evidenciado su infinito problema: los ‘9’ siguen sin atinar en la cazuela. Ha tenido que ser Bobadilla quien abriera la lata y así es muy difícil. También ha habido problemas defensivos, pero a ratos, los de Sergio han ido a por el rival, aunque sin demasiada pegada.

El Numancia ha aprovechado los nervios de los canteranos (Yari, Viti y Adrián Ruiz) para sacar ventaja. El bloque local ha hecho notar su mayor experiencia y categoría, protagonizando un auténtico asedio sobre la meta riojana. Con una presión muy alta, los anfitriones han provocado múltiples fallos en la salida riojana. A mediados de la primera mitad, Gus Ledes ha botado una falta, Yari ha conseguido detenerla en primera instancia, pero Nacho ha encontrado las mallas.

El tanto pudo haber llegado mucho antes, puesto que la sensación de peligro ha sido tremenda. Tratando de capear el temporal, Iñaki ha protagonizado buenas carreras por el perfil zurdo, Álamo ha hecho lo propio por el flanco contrario y Roni ha demostrado sus habilidades en el juego de espaldas. Sin embargo, Viti y Adrián Ruiz estaban siendo constantemente desbordados y Sergio ha decidido sustituirlos antes de la media hora, por Santos y Olaetxea. Javi Álamo pudo cambiar el signo del partido en el minuto 11, con un fuerte disparo rechazado por la zaga y la réplica para Andy, sin problemas para Juan Carlos.

Ni Soria, situada a más de mil metros de altitud, se libra del calor veraniego. Por ello, ambos equipos han hecho un parón para hidratarse y coger fuerzas. 1-0 al descanso en una Ciudad Deportiva Francisco Rubio Garcés con aroma a fútbol clásico y marcadores de cartulina.

Segunda parte con novedades (Bobadilla, Errasti, Ñoño, Ousama y Vitoria), para buscar un punto más de agresividad en ataque. La contienda se ha equilibrado y  la UD Logroñés quería plantar batalla. Con Iñaki como lateral y Rayco como extremo derecho, los pupilos de Sergio han ganado consistencia. Muy activo, Ousama se ha atrevido a conducir y trazar diagonales para inquietar a Dani Barrio. También ha probado suerte con un testarazo.

Últimos quince minutos y nuevamente ‘savia canterana’ (Viguera, Juanjo y Patxi), para acompañar a un Yari que ha ido a más con el paso del encuentro. Mejores sensaciones, pero sin mordiente en área rival. Sin embargo, en ese momento ha llegado la ‘puntilla’, a cargo de Adrián Castellano, que ha hecho inútil el tanto final de Bobadilla para hacer el 2-1. Cuatro minutos eran pocos para conseguir el empate. De todas formas, a 3 de agosto, el resultado no es lo más importante.

Comentarios
Subir