El Rioja

Abel Torres: “Esta vendimia es casi de cirugía, buscando máxima calidad”

La vendimia 2018 lleva camino de ser recordada por variadas cuestiones: por ser más bien tardía, por los riesgos sanitarios que ha tenido que enfrentar este verano y el gran despliegue de los agricultores, por la posible amenaza de botrytis… y también por ser una vendimia seleccionada al máximo. “Está siendo una vendimia casi de cirugía, buscando la máxima calidad, primando la selección”, reconoce Abel Torres, director General de Viñedos de Aldeanueva, donde primero empezó la cosecha de la DOCa Rioja hace ya varias semanas.

Y es que no está siendo una vendimia lineal, sino con continuos parones. “Estamos cortando tres días a la semana, por una cuestión de que algunas parcelas están menos cargadas y otras más, y la maduración no va igual… Se están solapando variedades de ciclo más corto con otras que lo tienen más largo”, explica Torres.

Así pues, por ejemplo, este jueves se vendimió, pero no se volverá a recoger uva blanca hasta el  próximo martes. “La semana que viene, está previsto vendimiar martes, miércoles y jueves”, adelanta y añade: “A pesar del ritmo desigual, ya se han recogido 1,6 millones de kilos de uva blanca. Y en cuanto a la calidad estamos muy contentos”.

Pero, ¿es algo habitual parar tanto? “No es normal una vendimia tan selectiva como esta. Otros años igual se descansaba el fin de semana, pero no más”, admite Torres. ¿Y el agricultor cómo lo está viviendo? “El agricultor está mentalizado y lo tiene asumido. Este año están haciendo un gran esfuerzo”, apunta.

Todo esto en blanco, pero en breve llegará el turno del tinto: “Depende de los últimos análisis, pero es bastante probable que miércoles o jueves comencemos con el tempranillo tinto”, concluye el director General de Viñedos de Aldeanueva.

Si aún no recibes 'El Tempranillo' cada mañana, puedes apuntarte aquí

TAMBIÉN TE ENVIAMOS NOTICIAS IMPORTANTES POR WHATSAPP. DATE DE ALTA AHORA DESDE AQUÍ
Comentarios
Subir