Educación

PAU: así será la EBAU a partir del próximo año

El Gobierno ha aprobado este martes el real decreto que regulará a partir de ahora la Prueba de Acceso a la Universidad (PAU), un nuevo modelo que concreta las características básicas de los ejercicios, regula unos parámetros comunes para la evaluación y criterios objetivos de corrección y calificación.

Para armonizar los exámenes a nivel nacional, respetando las competencias de educación que están transferidas a las comunidades, la nueva prueba cuenta con una estructura y unos criterios de corrección “mínimos comunes” para todo el territorio, según la propuesta de los ministerios de Educación, Formación Profesional y Deportes y de Ciencia, Innovación y Universidades, aprobada este martes al Consejo de Ministros.

En el real decreto a la prueba se la denomina PAU, pero luego cada comunidad autónoma la puede bautizar como desee, como ocurre en la actualidad.

El próximo año, el alumnado de 2ºde Bachillerato que se presente a esta prueba, se examinarán de cuatro materias (Lengua y Literatura II, Lengua Extranjera II, la materia específica obligatoria de la modalidad cursada y de Historia de España o de la Filosofía), en el caso de las comunidades sin lengua cooficial.

En las autonomías con más de una lengua oficial, los estudiantes se examinarán también de Lengua Cooficial y Literatura II (cinco materias en total).

Opciones para mejorar la nota
Quienes deseen mejorar su nota de admisión podrán examinarse de hasta tres materias más a elegir por el alumno y distintas a las de la fase de acceso, que podrán ser de modalidad, cursadas o no, y la materia común no realizada en la fase de acceso (Historia de España o de la Filosofía). Podrán también examinarse de una segunda lengua extranjera aquellos que la hayan cursado como optativa (en este caso, por tanto, harían hasta 4 exámenes).

Cada ejercicio tendrá una duración de noventa minutos, con un descanso mínimo de media hora entre exámenes consecutivos. El alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo tendrá derecho a tener más tiempo para realizar cada ejercicio, si así lo prescribe su necesaria adaptación y sin que afecte a la duración de sus descansos.

En cuanto a las calificaciones, no hay ningún cambio. La nota de la prueba se calculará haciendo la media aritmética de cada uno de los ejercicios. Será un valor entre 0 y 10 puntos con tres cifras decimales y la nota mínima es un 4.

La nota de acceso a la universidad se calcula sumando el 60% de la nota media de Bachillerato y el 40% de la calificación de la prueba de acceso. También tendrá un valor de 0 a 10 con tres decimales y la mínima necesaria será un 5.

En la fase de admisión se sumarán a esta nota de acceso las dos mejores calificaciones ponderadas de las materias que cada universidad determine.

En virtud de la normativa vigente, serán las comunidades autónomas las encargadas de concretar estos exámenes en sus territorios.

El Ministerio de Educación ha trabajado con comunidades autónomas, docentes y universidades para diseñar esta prueba, que evaluará las competencias específicas asociadas a cada materia, comunes a todos los currículos.

Esta nueva normativa emana de la última ley de educación (Lomloe/ley Celaá).

Subir