La Rioja

El ‘finde’ logroñés deja casi un centenar de denuncias por conductas incívicas

La Policía Local de Logroño sigue llevando a cabo el plan de choque anunciado por el Ayuntamiento hace justo dos meses para fomentar la convivencia en el Casco Antiguo de la capital riojana. Desde mediados de mayo, los agentes intensifican sus labores de control de las conductas incívicas, que este pasado fin de semana han sido objeto de casi un centenar de denuncias.

Entre los comportamientos inapropiados, los más repetidos han vuelto a ser una semana más los escatológicos, ya que la Policía Local ha denunciado a 63 personas por orinar en la vía pública. El jaleo nocturno en el Casco Antiguo deja también a cuatro personas denunciadas por vociferar en la vía pública, otras tres por consumir alcohol en la calle y otra más por romper una botella de cristal contra una pared.

De puertas para adentro también han tenido trabajo los agentes, que a lo largo del fin de semana han elevado cuatro denuncias por ruidos en domicilios (motivados por voces o música a un volumen excesivo) y otras dos por ladridos de perros.

Cabe recordar que desde mediados de marzo la Policía Local ha incrementado su presencia en el Casco Antiguo y su labor inspectora, que abarca las conductas incívicas y el cumplimiento de la ordenanza de terrazas en las zonas de Bretón de los Herreros, Portales, Sagasta y la Plaza del Mercado.

Subir