Gastronomía

Un teatro de chocolate: ‘El Ambigú del Moderno’ reabre sus puertas

El Café Moderno de Logroño, situado en la plaza Martínez Zaporta y con más de cien años de vida, amplía su oferta hostelera con la reapertura de su chocolatería, ubicada en el centro de la capital riojana, en los bajos de los Cines Moderno.

A finales de 2019 se inauguró, pero a consecuencia de la pandemia apenas tuvo tiempo de hacerse un hueco y tuvo que cerrar. A partir de este miércoles abre sus puertas de nuevo. Con horario de miércoles a lunes. Al frente estarán Mariano Moracia y su hijo Adrián, tercera y cuarta generación del Café Moderno.

El local mantiene el nombre El Ambigú del Moderno como guiño al pasado del centenario café que cumplió la función de ambigú cuando el Teatro Moderno, y posteriormente sala de cine, bullía en plena actividad, atendiendo a los artistas en sus camerinos o en el propio establecimiento, donde desayunaban, almorzaban, cenaban y se entretenían jugando a las cartas entre función y función.

La historia del Café Moderno es historia viva de la ciudad de Logroño. Sus paredes han visto pasar una república, una dictadura y la llegada de la democracia. Fue en 1916 cuando Café Moderno abrió sus puertas en pleno centro de Logroño. Desde entonces, son miles los clientes que han pasado por este emblemático café.

Y al otro lado de la barra, permanece la misma familia. La de Mariano Moracia, para quien una de las claves del éxito es «no quedarte quieto, innovar y pensar que esto no es un negocio, sino una forma de vida».

Una filosofía de trabajo que también se reflejará en el Ambigú, que ofrecerá, no solo un producto y un servicio de calidad, sino también una experiencia sensorial al completo.

Entrar en el Ambigú es como abrir las puertas del teatro Moderno. Fotografías antiguas del viejo escenario -grandes figuras como Antonio Machín, Lina Morgan o Lola Flores, llegaron a actuar sobre sus tablas- decoran sus paredes y un gran proyector de cine de los años cuarenta del siglo XX, de un valor incalculable, domina la estancia.

A lo largo de su dilatada trayectoria, el Café Moderno ha sido escenario de varias películas, entre las que destaca Calle Mayor, del director Juan Antonio Bardem. Por toda esta serie de circunstancias, Mariano Moracia decidió inspirarse en el mundo del llamado séptimo arte a la hora de ambientar este renovado local.

Y para todos aquellos que les apetezca degustar un chocolate en este estupendo escenario, este miércoles se repartirá para todos los que se acerquen al establecimiento de 18,30 a 20 horas. Invitación de la casa.

Subir