Toros

‘Litri’, una figura del toreo de los 50 ligada de forma especial a La Rioja

A los 91 años fallecía este miércoles Miguel Báez Espuni ‘Litri’, que vino a revolucionar el toreo allá a finales de los 40 y durante la década de los 50, justo tras la muerte de Manuel Rodríguez ‘Manolete’ y cuando se auguraba un longevo reinado en el toreo de Luis Miguel Dominguín.

‘Litri’, siempre tan ligado a Julio Aparicio, llegó a anunciarse en 115 novilladas durante la temporada de 1949. Los nombres de ambos, aún de novilleros, llegaron a figurar en el cartel de la Beneficencia de 1950. Es catalogado como el primer torero tremendista, creador del ‘litrazo’, consistente en citar al toro a enorme distancia y aguantar impávido en el embroque. Como quien esto firma no lo vio, os recomiendo el artículo que firma Carlos Abella en diario ‘El Mundo’, semblando con maestría la vida y obra de ‘Litri’.

‘Litri’ perteneció a una dinastía de toreros iniciada por su abuelo, un modesto torero, también llamado Miguel Báez y apodado ‘El Mequi’. Fue su padre. Miguel Báez Quintero, el primero que se denominó ‘Litri’, apodo que le previno de una tía suya, a la que llamaban ‘La Litra’, quizás por regentar una taberna en el barrio de San Sebastián, de Huelva, donde siempre ha residido esta generación de toreros. Manuel Báez, su hermano y también torero, falleció por asta de toro en 1926 en Málaga.

Fue importante la relación de Miguel Báez con tierras riojanas, pues el 26 de febrero de 1950, en unión de su compañero de andanzas novilleriles, Julio Aparicio, solicitó y se le concedió realizar el servicio militar en la Base Aérea de Agoncillo, encuadrada entonces en la Cuarta Región Militar de Zaragoza, jurando bandera en abril del citado año.

Anteriormente, el día 23 de setiembre de 1949, alternando en la plaza de toros de Logroño con Julio Aparicio y Francisco Sánchez ‘Frasquito’, con novillos de Albaserrada, llegó a la plaza cuando ya se había efectuado el paseíllo, por lo que fue multado por la presidencia con 500 pesetas, que fueron destinadas a los pobres.

Hizo doblete en Logroño durante los ‘sanmateos’ de 1950, actuando los días 22 y 23 de septiembre. Al lado de Julio Aparicio ambas jornadas. En la primera, con toros de la Viuda de Galache se sumó al cartel Octavio Martínez ‘Nacional’. ‘Litri’ y Aparicio cortaron orejas y salieron a hombros. La tarde del 23 lidiaron mano a mano novillos de los Herederos de Arturo Sánchez Covaleda, resultando los trasteos de ‘Litri’ silenciados y pitados.

De Fermín Bohórquez fueron los toros que sorteó la tarde del 22 de septiembre de 1951. Escuchó ‘Litri’ ovaciones aquella tarde en la que Luis Miguel Dominguín cortó orejas, rabo y pata y Manolo González desorejó a sus dos enemigos. Una tarde actuó en 1955, cortando orejas y rabo a toros de Salustiano Galache en compañía de Antonio Bienvenida y Julio Aparicio. Un aviso, pitos y palmas escuchó la tarde del 21 de septiembre de 1956, con Antonio Ordóñez y César Girón en el cartel y toros de Herederos de María Montalvo. Mayor suerte acompañó a ‘Litri’ justo un año después, cortando orejas a toros de Antonio Urquijo, con Gregorio Sánchez y Curro Girón completando la terna.

Agridulce resultó su despedida de ‘La Manzanera’ en la feria del 64; pitos y bronca recibió tras pasaportar a sus dos oponentes de Antonio Pérez, en compañía de Joselito Huerta y Gabriel de la Haba ‘Zurito’. El desmesurado valor de ‘Litri’ llegó incluso a inspirar hasta al genial Rafael Azcona, que le dedicó los siguientes versos:

Este Litri es una estaca
disfrazada de torero.
¿qué viene el toro? ¡qué venga!
él no se quita de enmedio.

Con los pies atornillados,
feble muñeco sin nervios
pero con un corazón
que no le cabe en el pecho.
Se pule los alamares
con esmeriles de cuernos,
limpiametales de sangre
y gamuzones de pelo.

¿Parar, mandar y templar?
¡No me venga usted con cuentos!
desde que Litri es el «Litri»
ya no existen los terrenos,
ni el peligro ni el valor,
ni la prudencia ni el miedo.

¿Qué viene el toro? ¡qué venga!
él no se quita de enmedio.
Este Litri es una estaca
disfrazada de torero.

Descanse en paz, Miguel Báez Espuni ‘Litri’, figura del toreo allá en los 50, y distinguido con la Gran Cruz de Beneficencia en 1965 y la Medalla de Oro al Mérito de las Bellas Artes en 1998.

Subir