La Rioja

El PP exige una «rectificación» a Andreu ante las nuevas políticas educativas

El portavoz del Grupo Popular en el Parlamento de La Rioja, Jesús Ángel Garrido, ha denunciado este jueves el retraso en el inicio del proceso de escolarización en la Rioja. «Estamos en abril y todavía no se ha abierto. En el último curso, cuando había un Consejero del Partido Popular, ya en abril las familias podían estar matriculando a sus hijos en los centros. Hoy, ni se puede hacer ni tenemos un calendario educativo, como se publicaba hace dos años”, ha recalcado.

Durante la rueda de prensa, Garrido ha lamentado la “mala gestión” que está caracterizando al Gobierno de Andreu en el ámbito educativo y le ha exigido que “rectifique su iniciativa de acabar con la zona única de escolarización que existe actualmente entre Logroño, Lardero y Villamediana de Iregua” y para lo cual “se requiere un desarrollo normativo que a día de hoy no existe”.

Por ello, ha reclamado a Pedro Uruñuela que “deje las cosas como están, que funcionan bien, y que rectifique lo que ya ha anticipado que quiere hacer. Por el bien de la comunidad educativa, por el bien de los centros y por el bien de las familias”.

En su opinión, “el mayor atentado a la libertad de elección de centro de las familias por parte de Concha Andreu” es que “una familia de Logroño no pueda matricular a su hijo en cualquier de los centros educativos de Logroño” y que unos padres con residencia en Villamediana de Iregua o Lardero “no puedan matricular a sus hijos en cualquier centro de la capital riojana”.

A este respecto, Garrido ha advertido que la “calidad e igualdad del sistema educativo de La Rioja no se puede construir levantando muros educativos. Es incompatible violentar la libertad de elección de los padres con la existencia de un sistema educativo de calidad”.

Asimismo, el portavoz del Grupo ha recordado que el pasado 31 de marzo, tras la reunión de la Comisión de Conciertos, el Gobierno de La Rioja “dio marcha atrás” a su propuesta inicial de suprimir tres aulas de ESO en la red de centros concertados, con lo que el Consejero de Educación reconoció “que estaba equivocado”.

En este sentido, ha señalado que “como siempre, el Gobierno de Andreu acierta cuando rectifica. Pero por otra parte, es un indicativo de mala gestión en un ámbito tan sensible como es el educativo. Difícilmente se puede gestionar bien un área tan delicada cuando el criterio que se presenta no dura ni 24 horas. Así no se puede gestionar bien la Educación en la Comunidad Autónoma”. A su juicio, esta rectificación “pone de manifiesto una cierta improvisación en la acción del Gobierno de Andreu en este aspecto”.

Ha afirmado que, con la puesta en marcha de la Oficina de Escolarización, “se va a pasar de un sistema que pivotaba entorno a los centros” a que “la Consejería tenga el mayor control posible sobre el proceso de escolarización, relegando a un segundo plano el papel de las familias y de los centros”.

“Al Partido Popular no nos gusta ese sistema, preferíamos el que ya venía funcionando bien, rápido, ágil y eficazmente. Pero ya que está publicado en el Boletín Oficial de La Rioja, exigimos al Gobierno de La Rioja máxima transparencia en su labor y funcionamiento”, ha manifestado Garrido.

En este sentido, ha demandado “que toda la información sea pública para que no haya la más mínima sospecha de injerencia política ni de decisiones arbitrarias”. De igual modo, ha solicitado que haya “agilidad en el proceso de escolarización para que la Oficina no se convierta en un cuello de botella”.

Subir