La Rioja

El índice de pobreza en La Rioja descendió 4,4 puntos en 2019

La Red Europea de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social en La Rioja (EAPN La Rioja) presenta su décimo Informe ‘El Estado de la Pobreza’, basado en los resultados de la tasa AROPE, con motivo de la conmemoración del Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza, que se celebra este sábado.

La tasa AROPE se obtiene con la combinación de los indicadores de riesgo de pobreza, privación material severa y hogares con baja intensidad de empleo, y esta refleja una evolución descendente en La Rioja. Según el informe, el 15,2 por ciento de los riojanos estaba en situación de pobreza o exclusión social en 2019, lo que supone unas 47.000 personas, 16.000 menos que el año anterior.

Estos datos evidencian una bajada de 4,4 puntos porcentuales respecto al año anterior, colocando a La Rioja en la cuarta comunidad autónoma mejor posicionada.

Se considera riesgo de pobreza vivir en un hogar con una renta inferior a 751 euros mensuales por unidad de consumo. En 2019 la tasa de pobreza de La Rioja se ha reducido en 4 puntos, lo que significa que 6.000 personas salieron de la pobreza y la cifra se sitúa en el 12,3% de la población. Es decir, unas 38.000 personas estaban en riesgo de pobreza.

En lo que respecta a la tasa se pobreza severa, que supone vivir en un hogar cuyos ingresos son inferiores a 500,5 euros por unidad de consumo, la cifra ha descendido en La Rioja, colocándose en el 5,7 por ciento, lo que en términos absolutos supone 17.000 personas, 6.000 menos que el año anterior.

Por otro lado, el 1,6 por ciento de la población riojana está en privación material severa, ya que no pueden afrontar unas vacaciones una semana al año, una alimentación básica, una vivienda con temperatura adecuada o gastos imprevistos o en vivienda. Esta cifra representa a unas 5.000 personas, reflejando un descenso cercano al 50 por ciento respecto al año anterior, 6.000 personas menos.

Este informe también desgrana que el 6,3% de la ciudadanía con menos de 60 años residía en hogares con baja intensidad de empleo. En términos absolutos son 14.000 personas, 5.000 menos que el año anterior. Esta reducción es mucho más acentuada en la población masculina.

Los representantes de EAPN La Rioja recalcan, sin embargo, que, «al margen de que la tasa AROPE de 2019 arroje mejores cifras para La Rioja que el año anterior, no se puede olvidar que sigue habiendo muchas personas en riesgo de pobreza y exclusión social. Por otra parte, la crisis de la COVID-19 va a suponer también una importante crisis económica que afectará a toda la sociedad y debemos trabajar para proteger a los más vulnerables’».

Subir