Crisis del Coronavirus

«Optimismo relativo» en las residencias riojanas a pesar de los datos

El consejero de Servicios Sociales y Gobernanza Pública, Pablo Rubio, y la directora de Dependencia, Discapacidad y Mayores, María Somalo, se han reunido este viernes con los ocho directores y directoras de las residencias de personas mayores de La Rioja Alta. Encuentro al que también ha asistido la alcaldesa de la localidad, Laura Rivado, y que se ha celebrado en el Palacio de Bendaña de Haro.

En concreto, han asistido los directores y directoras de las residencias de personas mayores de Los Jazmines y Hogar Madre de Dios en Haro, de Santa María La Real y San Prudencio de Nájera, de Fundación Sánchez Torres de Anguiano, de Nuestra Señora Virgen del Valle de Cenicero, de la Virgen de los Remedios de San Vicente de la Sonsierra, de Jesús Nazareno de Ezcaray y del Hospital del Santo de Santo Domingo de la Calzada.

En esta segunda reunión con las direcciones de las residencias de personas mayores (hace unos días tuvo lugar un encuentro similar con las direcciones de La Rioja Baja) el consejero de Servicios Sociales y Gobernanza Publica ha insistido en la “cooperación y colaboración” entre el Gobierno de La Rioja y dichos centros.

Asimismo, Rubio ha valorado la situación epidemiológica en estas residencias y ha recordado que “aunque llevamos unas semanas preocupantes por el crecimiento de casos activos,  afortunadamente estamos observando una situación que nos hace inclinarnos hacia un optimismo relativo”. Este viernes se han registrado 63 usuarios positivos (nueve menos que el jueves) y un total de 26 centros no tienen ningún usuario afectado por la COVID- 19 frente a los 25 de la jornada anterior.

El objetivo del Gobierno de La Rioja sigue siendo frenar la incidencia del virus dentro de las residencias de personas mayores, de ahí la decisión del Ejecutivo regional de realizar un cribado masivo entre los trabajadores de estos centros: “Ha habido mucho dolor en la evolución de la pandemia, sobre todo a partir de marzo, y me gustaría que en esta fase se paliara esta situación desde la prevención, atención y asistencia”.

Por su parte, la directora general de Dependencia, Discapacidad y Mayores ha destacado el esfuerzo de las residencias de La Rioja Alta y de todos los centros de la Comunidad: “Somos conscientes del esfuerzo que han realizado, del impacto económico que está suponiendo la gestión de la pandemia, del esfuerzo en recursos humanos y del coste emocional que provoca la suspensión de las visitas a los residentes”.

Y, en este sentido, Somalo ha anunciado que “a medida que los resultados sean más favorables y se vaya superando el número de residentes afectados, se podrán flexibilizar la medida de suspensión de las visitas para paliar ese coste emocional”, teniendo siempre presente que “el objetivo prioritario es parar la evolución del virus”, ha insistido.

La alcaldesa de Haro, Laura Rivado, además de agradecer la visita del consejero de Servicios Sociales y Gobernanza Pública, de la directora general de Dependencia, Discapacidad y Mayores y de los directores y directoras de las residencias de personas mayores de La Rioja Alta ha mostrado su total “colaboración con el Gobierno de La Rioja y con los centros porque el objetivo es común; frenar esta presunta segunda ola y atender y proteger a uno de los colectivos más vulnerables como son las personas mayores”.

Subir