Crisis del Coronavirus

Rioja Alavesa pone coto al ocio nocturno para prevenir brotes

El coronavirus gana terreno a escasos kilómetros de La Rioja. Así lo ha confirmado este jueves la consejera de Salud, Nekane Murga, que se ha referido abiertamenta a una «segunda oleada» para valorar la situación de la pandemia en la comunidad vecina.

El mismo día en el que País Vasco ha confirmado 338 nuevos positivos por Covid-19, Murga ha llamado a sus vecinos a extremar la vigilancia, ya que «la intensidad es similar a la de marzo y puede repercutir en muchas personas con alta gravedad».

En el área más próxima a nuestra comunidad ese temor se plasma en nuevas medidas para prevenir brotes víricos. Los municipios de Rioja Alavesa restringirán de forma inminente el ocio nocturno, recortando los horarios de las terrazas hasta en una hora y media para evitar que ningún establecimiento sirva consumiciones más allá de las doce de la noche.

Según detalla el diario El Correo en su edición de este jueves, localidades como Laguardia están decididas a habilitar su frontón para realizar test de forma masiva y en Oyón prevén reconvertir el convento en un centro de cuarentena para las personas que hayan estado en contacto con algún afectado por Covid-19.

Todo ello, a escasas fechas de que comience la vendimia, lo que acrecenta el temor a que la llegada de temporeros pueda contribuir al descontrol de la situación epidémica en la comarca.

Subir