Crisis del Coronavirus

Las armas de Andrea y David: hidrogeles, vitaminas y productos para dormir

Ahora más que nunca, la salud está en juego. La crisis sanitaria de la que estamos siendo partícipes ha despertado un gran interés por reforzar nuestro sistema inmunológico. Las farmacias y herboristerías han visto cómo las ventas de sus probióticos o suplementos vitamínicos se han disparado en el último mes.

“Al principio del confinamiento la gente venía buscando sobre todo la equinácea, una planta medicinal que posee principios activos que actúan fortaleciendo el sistema inmunitario y aumentando las defensas, protegiéndose así de las agresiones víricas”, explica Andrea, propietaria de la herboristería Caléndula.

Además, la Vitamina D, la que nos aporta el sol, y la C, que ayuda a fortalecer las defensas y es un antioxidante natural, son los productos más demandados estos días en este tipo de comercio. “Sin olvidarnos de los hongos, que aumentan mucho las defensas. El Hongo Reishi, por ejemplo, es uno de los antioxidantes naturales más potentes y optimiza el sistema inmunológico, el flujo de sangre y ayuda a relajar el sistema nervioso”, tal y como indica David, encargado de Catanatura, quien también destaca los beneficios y propiedades del hongo Shiitake para estimular el sistema inmunológico.

Y como no, uno de los productos estrella de esta temporadas: los hidrogeles alcohólicos. “Antes de que pasara todo esto también existían”, cuenta Andrea, “pero no sé si había vendido en total cinco botes y ahora la gente se pelea por ellos”. Las recomendaciones de higiene son fundamentales para hacer frente al COVID-19: «El uso de tanto alcohol puede dañar las pieles más sensibles, así que he notado un aumento importante en las ventas de cremas de manos naturales”.

Alimentación saludable durante el confinamiento

Estos centros ofrecen también multitud de alimentos ecológicos buenos para la salud y el organismo y, estos días, “se ha disparado la venta de harinas y todo tipo de ingredientes para cocinar en casa platos o postres que antes no se hacían”, señala David.

Además, los productos tradicionales, esos que usaban nuestras abuelas antaño como remedios naturales, han vuelto a ponerse de moda. “La miel de brezo se está vendiendo mucho, así como las plantas tradicionales y las infusiones”, indica el encargado de Catanatura.

Y si las verduras han sido siempre un alimento fundamental en toda buena dieta que se precie, ahora más. “La Rioja es tierra de champiñón y setas, y precisamente, el champiñón Portobello es uno de los mayores protectores del sistema inmunológico”.

Problemas con el sueño

Hasta que el coronavirus llegó a nuestra vidas muchos conocían de primera mano la pesadilla del insomnio, pero otros, desgraciadamente, la están descubriendo ahora. Muchas personas no padecían ningún problema de nervios, ansiedad, o trastorno de sueño, pero ahora todo ha cambiado.

Y son precisamente estos nuevos pacientes los que antes de probar con la medicina tradicional buscan remedio en la natural. La melatonina, la pasiflora, o los suplementos para el sistema nervioso se han convertido en los nuevos ‘top’ de estos establecimientos. Tanto David como Andrea confirman que se han disparado las ventas de estos productos.

Subir