Deportes

Íñigo López revoluciona el fútbol tras reconocer un ‘pacto’ y las primas

El defensa riojano Íñigo López ha provocado un auténtico ‘bombazo’ en el fútbol español al reconocer abiertamente un «pacto» en el Huesca – Gimnástic de Tarragona para que saliera beneficiado quien tenía algo en juego. Esta confesión ha provocado la apertura de información reservada por parte del Juez de Disciplina Social de la Liga y la petición de ‘suspensión’ cautelar de este futbolista por parte de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF).

Durante una entrevista al diario ‘El Mundo’, explica que «cualquiera que haya jugado al fútbol sabe que pasan estas cosas, pero las apuestas lo han sobredimensionado». Según ha detallado, se trata de un pacto habitual a final de temporada entre equipos que necesitan los puntos. La metodología del arreglo habría sido sencilla: «Bajamos la intensidad, simple y llanamente, no se sale a matar». La Liga procederá según el artículo 69 de sus Estatutos Sociales y los clubes implicados se enfrentan a sanciones ‘muy graves’, al admitir tanto el arreglo como el cobro de primas. «No me parecen mal por ganar, han existido siempre».

La entrevista penetra de fondo en la ‘Operación Oikos’, contra el amaño de partidos. Además de los ya investigados Huesca – Gimnástic y Valladolid – Valencia, hubo varios intentos más (Lugo – Huesca y un partido del Sariñena). El zaguero riojano está acusado de actuar como intermediario, captando a futbolistas y aportando asimismo información para las apuestas. Según ‘El Mundo’, recibía aportación económica de Carlos Aranda y Raúl Bravo. Con este último, coincidió jugando en Grecia.

Los detalles del amaño

El defensa explica que el origen del acuerdo para el Huesca – Nástic se produjo en la primera vuelta, durante el encuentro en Tarragona. De esta forma, hubo un acuerdo verbal en el que ‘no se iban a hacer tonterías’. También declara desconocer si algunos jugadores apostaron. En el momento de los hechos, el conjunto oscense estaba celebrando su ascenso: «Vimos que las apuestas estaban muy bajas para nosotros cuando debería ser al revés… las cuotas cambian porque el apostador se decanta por el que más se juega».

López ha sido catalogado como intermediario de la trama por la policía y explica su versión sobre las presiones al presidente del Huesca: «Se puso en contacto conmigo Carlos Aranda, que fue compañero mío. Jugamos seis meses en un equipo y teníamos algo de relación. Me pide que le pida al Huesca un dinero que le debe, 100.000 euros. Hablo con Agustín. A partir de ahí, está un tiempo preguntándome por whatsapp, hasta que se dirige directamente al presidente.»

Ese diálogo se habría producido después de un encuentro entre Aranda y López en la estación madrileña de Atocha, donde el primero le habría pedido ayuda al segundo para cobrar esa deuda. El hecho que produjo la alarma fue el Huesca – Nástic, choque donde saltaron todas las alarmas de los mercados de apuestas. El irregular flujo de las cuotas y el elevado volumen de capital invertido evidenció la cuestión. Según confirmó Francesco Baranca, director de Federbet, en ‘El Partidazo de Cope’, hay sospechas fundadas y evidentes.

Más allá del fútbol

La operación no tendría el terreno de juego como papel central sino que sería solo uno de los escenarios, según ha publicado el citado diario de Unidad Editorial, ya que el marco general sería una macrooperación contra el tráfico de drogas y el blanqueo de capitales.

Si aún no recibes 'El Tempranillo' cada mañana, puedes apuntarte aquí

TAMBIÉN TE ENVIAMOS NOTICIAS IMPORTANTES POR WHATSAPP. DATE DE ALTA AHORA DESDE AQUÍ
Comentarios
Subir