San Bernabé

La lluvia respeta y el frío no achanta a los logroñeses: pez, pan y vino

Si los franceses no pudieron con los logroñeses en 1521, menos aún va a poder un poco de frío en pleno mes de junio. Y la amenaza de lluvia se ha quedado, precisamente, en eso: amenaza. El agua ha respetado el reparto de las 30.000 raciones de pez, pan y vino que ha comenzado a primera hora del día en las Murallas del Revellín.

Un total de mil kilogramos de truchas, 27.000 bollos de pan y alrededor de mil litros de vino para conmemorar los víveres con los que los habitantes de la capital riojana resistieron frente al ejército invasor y cumplir así con el voto de San Bernabé.

Comentarios
Subir