ARTÍCULO PATROCINADO

«Vienen alumnos de otras regiones vitícolas, es un ciclo único en España»

ESPACIO OFRECIDO POR
EL GOBIERNO DE LA RIOJA

Si la marca ‘Rioja’ vende calidad en el mundo del vino, también lo referido a la formación vitivinícola en La Rioja. Es lo que tiene ser una referencia en el sector, conocer de cerca el producto, el terreno, la elaboración… La comunidad riojana tiene tirón en todo lo que compete al mundo vinatero. No es sensación. En el IES La Laboral (Lardero) dan fe de ello. Un ejemplo es el Ciclo de Grado Superior de Viticultura Online. «Siempre se llenan las plazas, incluso hay más solicitudes de las que podemos aceptar: este curso tenemos 200 alumnos», admite Carmen Díez, jefa de estudios adjunta de FP en el citado instituto y profesora del Departamento de Enología.

Pero, ¿qué tiene de genuino? Por de pronto, la exclusividad. «Es el único ciclo de vitivinicultura semipresencial en España», subrayan desde el centro educativo riojano. Este hecho supone que el interés nacional hacia él sea mayúsculo. «Vienen alumnos de todas las regiones vitícolas, ya sean cercanas como Ribera o hasta de Canarias; suele ser habitual que haya alguno de las islas», admite Díez. Además, si por algo destaca el perfil del alumnado es por su relación con el sector lo que hace que el nivel y la implicación sea muy alta.

«El 50 por ciento aproximadamente tiene formación previa, algunos incluso de nivel superior; muchos trabajan en bodega, en distintos departamentos, y quieren avanzar más o aprender otras cuestiones», explica la jefa de estudios adjunta de FP en La Laboral. «Esto hace que funcione muy bien este ciclo, que los participantes tengan mucho interés, que en los exámenes de febrero, que no son obligatorios, se presente gran parte de los matriculados…», añade.

En esta ocasión es una pescadilla que se muerde la cola, pero en el buen sentido. «Se junta diversas cuestiones: hay mucha demanda; el profesorado es el mismo que en ciclo presencial, con lo cual tenemos experiencia en la materia; y además la calidad de las instalaciones donde realizan las prácticas del curso es alta, y eso también es clave», destaca Díez.

Viñedo, laboratorios, bodegas, sala de cata: instalaciones reales

Y es que para poder optar al examen los alumnos tienen que mínimo asistir al 50% de las horas prácticas, las cuales se desarrollan en entornos ‘reales’. En concreto, son 2,8 hectáreas de viñedo distribuido en 16 parcelas diferentes, con variedades autóctonas, autorizadas y otras experimentales; un laboratorio de análisis físicos-químicos-instrumentales; otro laboratorio de microbiología; sala de cata para 25 personas; bodega de elaboración dotada con las últimas tecnologías; nave de crianza con barricas y botellero, etc.

Así que el estudiante sale de la formación práctica teniendo nociones de todo lo que tiene que ver con la vitivinicultura, lo que fortalece su perfil profesional: tanto para lo que los ya están ocupados, como para los que buscan empleo. Esto, en el aspecto práctico, pero, ¿y en el plano teórico? «La teoría supone, habitualmente, el 70 por ciento de la nota final (aunque es obligatorio concurrir a la mitad de la horas prácticas para poder presentarse al examen final); el alumno cuenta con un tutor y una plataforma digital de ‘Moodle’ a través de la que se desarrolla esta parte, y los exámenes son presenciales».

Organizado en 13 módulos temáticos (asignaturas), con la FP de Grado Superior de Vitinicultura online se profundiza en materias como viticultura, vinificaciones, procesos químicos, estabilización crianza y envasado, análisis enológico, industrias derivadas, cata y cultura vitivinícola, comercialización, legislación, gestión de calidad o inglés técnico. En La Rioja el vino es un motor, también en Formación Profesional.

Si aún no recibes 'El Tempranillo' cada mañana, puedes apuntarte aquí

TAMBIÉN TE ENVIAMOS NOTICIAS IMPORTANTES POR WHATSAPP. DATE DE ALTA AHORA DESDE AQUÍ
Comentarios
Subir