El Rioja

Eneko Atxa y ‘Gran Faustino 1955’, un maridaje perfecto en un plato inédito

Grupo Faustino ha presentado dos de sus vinos más exclusivos ‘Gran Faustino 1955’ de Bodegas Faustino y ‘Campillo 57 Gran Reserva’ de Bodegas Campillo en un lugar emblemático como el restaurante Eneko Bilbao. El evento ha tenido como maestros de ceremonia a Lourdes Martínez Zabala, consejera del Grupo Faustino y a Eneko Atxa, que han presentado un plato inédito expresamente preparado por el cuatro estrellas Michelin para maridar con un vino excepcional.

‘Gran Faustino 1955’ es un vino que homenajea a ‘Gran Faustino Reserva 1955’, que se lanzó en 1963. De aquella selección hoy quedan 2.555 botellas que se han conservado como una nueva edición llamada ‘Gran Faustino 1955’ y que son un fiel reflejo de la especialidad de esta bodega: «Hacer vinos de gran potencial de envejecimiento, como este Rioja único que recuerda a los vinos de antaño, aquellos de los que los expertos hablan con admiración».

Con base de uva Tempranillo, con ‘coupage’ de otras variedades, está criado en barrica de roble americano en su mayoría, aunque con toque de barrica francesa. Sigue el patrón de los grandes reservas, vinos de carácter que no volverán a elaborarse.

‘Gran Faustino 1955’ tiene un color rubí anaranjado con destellos rojizos, un aroma intenso y de enorme complejidad, con notas dulces de fruta pasa y de gusto elegante y sedoso, con toques de miel, mazapán y almendras que hacen de este vino algo exclusivo e irrepetible.

Maridaje único de Eneko Atxa

Con este vino se ha maridado un plato especial creado expresamente por el chef cuatro estrellas Michelin Eneko Atxa. Esta elaboración está compuesta por ciervo, brownie, perejil y manzana y es perfecto no solo para este gran vino sino también para estos días de otoño.

Campillo 57 Gran Reserva

La otra gran novedad que se ha presentado ha sido Campillo 57 Gran Reserva, de Bodegas Campillo, un homenaje al trabajo y a la identidad de la cuarta generación Martínez Zabala, que actualmente está al frente de la bodega. En total se han elaborado 6.257 botellas de este Gran Reserva que ha permanecido en barrica de roble francesa durante 24 meses como mínimo para conseguir un resultado extraordinario.

Es el resultado del ensamblaje de las mejores uvas Tempranillo, Graciano y Cabernet Sauvignon, que le otorgan un color rojo-picota con tonos rubíes y le dotan de un aroma sensual, profundo y complejo en el que destacan los frutos rojos, regaliz y notas terciarias a pimienta, nuez moscada e hinojo.

Comentarios
Subir