El Rioja

El reto de encajar las blancas foráneas, “las teóricas mejorantes”

Rioja es ‘territorio viura’ si hablamos de vinos blancos. Ocupa un 70% del conjunto de la DOC –hablamos exclusivamente de blancos- y junto a la malvasía, la garnacha, el tempranillo, el turruntés y la maturana conforman el escuadrón de castas riojanas blancas. Pero desde el año 2008 tres nuevos integrantes llegados de fuera se han sumado al conjunto, son las denominadas por el Consejo Regulador como ‘variedades mejorantes’.

Siempre se ha mantenido que fue la presión de las grandes bodegas la que hizo que se abriera la mano con el trío verdejo, chardonnay y sauvignon blanc. Los mercados internacionales, seamos realistas, apenas conocen las cepas riojanas y exigen nombres conocidos. Esa fue la principal razón de la Orden de APA/689/2008 que decía así: “Las conclusiones del Plan Estratégico 2020 del vino de Rioja señalan una importante oportunidad de crecimiento comercial en el mercado mundial de los vinos blancos. Para ampliar y mejorar la oferta de vinos de este segmento amparados por la DOC Rioja, se ha considerado conveniente incorporar las variedades Chardonnay, Sauvignon blanc, Verdejo, Maturana blanca y Tempranillo blanco. No obstante, se estima oportuno limitar la presencia de las variedades Chardonnay, Sauvignon blanc y Verdejo en la elaboración de los vinos, de forma que no puedan tener carácter mayoritario en los mismos”.

Oscar Tobía, propietario de la bodega que lleva su nombre en Cuzcurrita, siempre ha sido partidario de este cambio, es más, cree que Rioja llegó tarde con este movimiento: “Las variedades mejorantes suponen un plus que hay que aprovechar, el problema fue que la decisión del Consejo tuvo que pasar por los gobiernos de La Rioja, Navarra y País Vasco. Navarra agilizó los trámites burocráticos, pero en La Rioja y País Vasco se ralentizó. El más reticente fue nuestro gobierno que tuvo la orden tres años guardada en un cajón, lo que supuso un atraso catastrófico porque hubo falta de uva y, sin materia prima, muchas bodegas grandes de Rioja decidieron olvidarse del blanco en nuestra denominación y hacer inversiones en Rueda”.

Pero, ¿qué ofrecen estas cepas foráneas que no tienen las nuestras? La chardonnay es la variedad reina en el mundo del blanco a nivel internacional. Es una vid originaria de Borgoña, y produce uvas con mucho volumen y acidez notable; congenia perfectamente con el roble por su bajo nivel de oxidación. La sauvignon blanc es también francesa, pero en este caso nos llega de Burdeos. Resulta muy expresiva en nariz y produce vinos llenos de elegancia, secos y ácidos. La verdejo, por su parte, reina en Rueda. Su fruto es muy aromático, con buena acidez y cuerpo. Presenta un característico toque amargo con gran expresión frutal. Para situarnos, la chardonnay ocupa un 2,40% del viñedo riojano blanco, por un 3,16 de sauvignon y un 5,39 de verdejo.

Oscar, que elabora un magnífico blanco con un 33% de viura, un 42% de sauvignon blanc y 25% de chardonnay, defiende las bondades de la aportación de estas dos castas francesas. “No creo en el verdejo porque supondría utilizar el mismo argumento de Rueda y nos llevan mucha ventaja, pero tanto la sauvignon como la chardonnay hacen crecer el Alma de Tobía Blanco, del que producimos únicamente 24 barricas. Una me aporta matices aromáticos y una complejidad interesante para este tipo de vinos, la segunda es elegante y suma una cremosidad en boca que complementa perfectamente a la viura”.

Óscar Tobía

Otra cuestión es la modificación del reglamento de noviembre de 2016 en la que se permitía elaborar blancos monovarietales con las tres variedades foráneas, una vuelta de tuerca a un pliego de condiciones que ha tenido una vida efímera, “deberíamos tener clara la tipología de los blancos que queremos vender, esto no es lo que se pactó en un principio, pero alguna de las grandes bodegas rompieron el acuerdo. Queríamos blancos con idiosincrasia riojana, con castas mejorantes, sin duda, pero nunca con monovarietales foráneos”.

Por delante tenemos tarea, “el reto que tenemos los bodegueros es apasionante, tenemos un libro por escribir con los blancos de Rioja buscando, en mi opinión, vinos blancos con argumentos propios e identitarios”, concluye Óscar.

Si aún no recibes 'El Tempranillo' cada mañana, puedes apuntarte aquí

TAMBIÉN TE ENVIAMOS NOTICIAS IMPORTANTES POR WHATSAPP. DATE DE ALTA AHORA DESDE AQUÍ
Comentarios
Subir