La Rioja

El Tribunal Supremo vuelve a dar la razón a González de Legarra frente a Viamed

El Partido Riojano ha expresado su enorme satisfacción por la sentencia de la Sala de Lo Civil Tribunal Supremo que vuelve a dar la razón a Miguel González de Legarra frente a la empresa privada Viamed. Los regionalistas señalan que la nueva decisión judicial avala «las tesis del expresidente de su partido en la defensa de la sanidad pública y la transparencia en los contratos públicos».

Este organismo ha señalado que González de Legarra no hizo otra cosa que expresar sus legítimas discrepancias y su valoración negativa sobre el funcionamiento de la sanidad pública en la comunidad riojana, así como que la crítica no se dirigió contra Viamed Salud sino contra el Gobierno regional que, como el resto de los sujetos aludidos, no consta que haya ejercitado acción judicial para tutela de su honor, presumiblemente porque ha entendido que este tipo de críticas forman parte del juego político.

La formación riojanista ha recordado que, en la legislatura pasada, denunciaron y sacaron a la luz enormes contratos de la empresa privada con el Gobierno de La Rioja, que la propia cuenta general del Ejecutivo riojano reconocía que eran contratos directos por valor de varios millones de euros de los que ni se informaba, ni se ofrecían cuentas ni los propios expedientes, que se olvidaban entregar a los diputados.

Desde el PR+ resaltan que «la empresa y algunos intereses intentaron callar a los diputados regionalistas en su legítimo trabajo de informar a los riojanos de lo que estaba sucediendo con la sanidad pública y privada».

El Partido Riojano advierte que las auditorías prometidas sobre los contratos millonarios de la empresa privada «ni se han realizado ni se van a realizar», ante la «pasividad» de Ciudadanos y el «despiste» de otros grupos parlamentarios que «están más preocupados de sus guerras internas que de sacar a la luz lo que está pasando».

Desde el PR+ destacan que Ciudadanos parece que «ha aparcado de forma muy interesada la realización de las auditorías comprometidas» y exigen explicaciones a la formación naranja de las razones para ordenar frenar las auditorías sanitarias, al tiempo que ponen el acento en que, «mientras existen contratos millonarios durante lustros con la empresa privada, se cierran los centros de salud por las tardes o los hogares de las personas mayores».

Subir